Miguel Ángel Bastenier 3 Jun 2012 - 1:00 am

Duelo en Alta Sierra

Miguel Ángel Bastenier

El historiador Carlos Malamud, latinoamericanólogo jefe del Real Instituto Elcano de Madrid, le ha dado el título que encabeza estas líneas a un artículo publicado en España sobre el duelo entre el presidente Santos y su antecesor, Álvaro Uribe. Alude con ello a un extraordinario ‘western’ de los llamados crepusculares, Duelo en la Alta Sierra (Ride the High Country, Sam Peckinpah, 1962), que protagonizaban dos veteranas estrellas de la época, Randolph Scott y Joel McCrea.

Por: Miguel Ángel Bastenier
  • 22Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/duelo-alta-sierra-columna-350536
    http://tinyurl.com/78k4ono
  • 0

La similitud de situaciones es solo relativa pero muy diciente. El primero era un antiguo servidor de la ley y su compañero un comisario en ejercicio, ambos en la última recta de su carrera, contratados para una postrera operación sumamente peligrosa. Scott se deja tentar por una buena suma de dinero y traiciona a McCrea. Pero cuando el fiel comisario va a una muerte segura reaparece su amigo y colega y ambos, reconciliados, dan buen término a la misión, aunque no sin que uno de ellos pague su abnegación con la vida. Los parecidos y la asignación de papeles quedan a gusto del lector, pero como la historia entre el presidente y el expresidente colombianos aún no ha tocado a su fin, nadie sabe si la lealtad acabará por imponerse a la querencia de poder.

En España se sigue el enfrentamiento entre los líderes de la derecha y el centro-derecha colombianos —asígnese aquí también los papeles a gusto del consumidor— sin saber muy bien a qué carta quedarse. La derecha española puede sentir la tentación uribista porque el expresidente fue y sigue siendo muy querido en este país. Y, aunque la ascendencia de ambos es indiscutiblemente española, factor este que juega un gran papel en el afecto que la opinión del país ibérico pueda prodigar a las personalidades latinoamericanas, Uribe sale ganando precisamente por lo que le falta y no lo que le sobra. Aunque su inglés es bueno, su acento, castellanísimo, es el propio de un señor del campo colombiano, en contraposición al que despliegan los círculos más selectos de la sociedad bogotana. Y tener un acento demasiado bueno en España, que no se luce demasiado con los idiomas, puede ser hasta de mala educación. Ahí Santos queda, por comparación, como más gringo, y eso se carga en contra del interesado.

¿Cómo se puede explicar a los españoles por qué se pelean? ¿Qué fundamento hay para sostener que el jefe de la oposición a Juan Manuel Santos es el propio Uribe? Eso ya lo dijo Ernesto Samper, y quien esto firma así lo publicó en una columna a comienzos de 2011, poniéndolo en boca del expresidente liberal. La opinión española sabe que Uribe clama ‘traición’, basándose en que el mandato de Santos se aleja de la pauta que él le dejó encomendada, y que sostiene que lo eligieron para continuar su obra y no para poner en práctica temerarias novedades como amigarse con el presidente venezolano Hugo Chávez. A ello habría que sumar, siempre según la mesnada uribista, la persecución judicial de sus íntimos colaboradores, la despresurización de la lucha contra las Farc y, lo peor de lo peor, hacer la paz y no la guerra con los narco-insurrectos.

Pero, en realidad, el que se sorprendiera en España o en Colombia, de que Santos haya querido ser su propio presidente, andaba mal de información, porque a nadie puede caberle en la cabeza que un gran señor de Bogotá podía resignarse a ser la copia de un hacendado paisa, como tampoco habría sido posible al contrario. Y si hay un matiz importante en las diferencias entre ambos mandatos, de nuevo vistas las cosas desde el otro lado del Atlántico, debería ser el mayor acento que Santos pone en la modernización de Colombia, lo que incluye su posicionamiento en una especie de centro diplomático de América Latina, amigo de todos, subordinado de ninguno, que en la mera cuestión de orden público o doctrina de la seguridad democrática.

Las similitudes con la película de Peckinpah solo pueden ser de libre interpretación de los interesados. Para el ‘santismo’ será perfectamente legítimo entender que la traición de donde viene es, contrariamente, del uribismo, en la medida en que a los expresidentes la lealtad institucional se les supone, y que, como decía Felipe González de los jarrones chinos, tienen que hacer bonito allí donde los pongan. Cierto que no es la primera vez que hay disensiones entre presidentes entrante y saliente, como hubo entre López Pumarejo y otro Santos, Eduardo, pero jamás se había alcanzado un nivel de irritación, favorecido por el cómodo invento del twitter, como en la actualidad.

Vistas las cosas en esta distancia y con diferencias tan naturales se comprende mal la trifulca. Salvo por una cosa. La añoranza que siente Álvaro Uribe de su presidencia. Y si hay que poner a los españoles en la pista de lo que guarda el futuro habría que subrayar que la hora de la verdad está por llegar con las elecciones legislativas en las que, si la amistad de los dos protagonistas del ‘western’ presidencial no lo remedia, se sabrá quien tiene a una mayoría de colombianos tras de sí.

La preferencia española se tendrá que debatir dolorosamente entonces entre aquel al que se quiso tanto, el expresidente Uribe, y el que hoy ocupa el cargo, a quien se quiere más cada día, sobre todo si acude a la próxima cumbre iberoamericana de Cádiz para conmemorar los 200 años de la Constitución de 1812: Juan Manuel Santos, presidente colombiano en ejercicio.

 

* Columnista de El País de España.

  • 0
  • 13
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Rihanna paga 10.000 dólares por arreglarse las uñas
  • Si traigo a Falcao, me tengo que ir y poner de presidente a Mendes: Florentino Pérez

Lo más compartido

13
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

doloresthomas

Mar, 06/05/2012 - 08:51
La opinión política que España y los españoles tengan sobre Colombia es tan relevante como la que tengan las Islas Palau y los finlandeses. La nostalgia colonial de calificar a dos colombianos como "de ascendencia indiscutiblemente española" (¡y al uno más "español" que el otro porque habla mal inglés!) desconoce su presente miserable. Pero claro, hablamos de sujetos de un rey que mata elefantes, no de ciudadanos que opinan. ¿Qué más podríamos esperar?
Opinión por:

pelanga

Mar, 06/05/2012 - 08:50
quién será mas salvaje? el paraco que descuartiza? o su patrón?, quien luego le da un tiro, o el jefe del patrón? quien lo manda matar por un sicario; y a este jefe, cualquier amigo de Pablo, que dice jar y no sabe usar smoking,es peor que el presidente de turno que un día le mandara "sus" soldados y sus revistas de mierda al jefe, al intocable, al "hombre sin escrúpulos"?
Opinión por:

virruaco

Mar, 06/05/2012 - 08:07
Oigame... este es un "refrito" de poder. Esta columna ya habia sido publicada en días anteriores, creo que el sabado o domingo. Y hoy nuevamente. ¿Qué busca o desea el espectador con una nueva salida? Parece puesta a proposito por el consejo de redacción. ¿Buscando qué? Darle sentido a la estupidez de Bastenier y a los colombianos mano negra? Estamos jodidos con este "Medio". Qué tal que no existiera la internet? Nos mamariamos una "opinión" malaleche de un "gonorriento" español que esta enquistado en los Medios desde hace años... añales. Y de paso amiguisimo del mariquita de Abello Banfi, el asolapado "asopao" manipulador de la Fundación para el Nuevo Periodismo. Lagartos, Pasarroyos, Mariposas, todo lo que se camufle hace parte de ese combo apoyado por Gabriel García Marquez, trasmutos.
Opinión por:

EGD

Mar, 06/05/2012 - 05:04
El señor Bastenier tiene todo el derecho a expresar sus opiniones sobre las discrepancias, enfrentamientos y percepciones sobre la política colombiana y sus personajes. Ello, enriquece el debate y la posibilidad de ir conociendonos. Yo personalmente prefiero un millón de veces la visión universal e integradora de la política que tiene Santos, a la pequeñez de uribe, quien nunca ha visto más allá de los alambres de púas que demarcan las " jincas" de su propiedad. Negarle esa posibilidad a Bastenier, o a cualquier otro, es permaneceren el siglo XVI
Opinión por:

suesse

Dom, 06/03/2012 - 15:51
El Lejano Oeste, el salvaje mundo que nada que deja de ser la tierra de la ley del más fuerte, del que dispare más rápido, del que grite o asuste más....Asi es. Esto es ALatina, no la América romántica y medio cursi a la que le cantaban Nino Bravo o J.L Perales....
Opinión por:

davidleogo

Dom, 06/03/2012 - 13:52
Escribir sobre Colombia desde la distancia no es sano.... mejor ingresen a www.locuracolombiana.blogspot.com
Opinión por:

Defensorpaccis

Dom, 06/03/2012 - 13:08
¡Qué cagadón de columna! Uribe no tiene mesnada, o bueno sí tiene: en el sentido medieval, de hombres armados que lo rodean (paramilitares). En sentido moderno no: tiene piara, no mesnada. ¿"señor del campo"? ¿con derecho de pernada y todo, o mejor, con "derecho" de empalada que es lo que han hecho sus electores en la Costa desde hace años. ¿bueno el "inglés de Uribe"? Señor, usted por lo visto, ni castellano ni inglés. Y Santos es un patán hablando catellano: ni Uribe ni Santos saben hablar y, menos, escribir. Aunque Uribe es mucho más ignorante que Santos.
Opinión por:

pasionaria2013

Dom, 06/03/2012 - 11:02
oiga mas respeto por los lectores del domingo. Repito: Que pasa Espectador? Quien esta al frente? Quien sostiene semejantes columnistas? Este tipejo es un siervo del grupo Planeta. Ya esta viejo gaga, es godo, es lambericas. La columnay su tema asi lo demuestra. A nosotros que nos va que piense el de Uribe o Santos. Q tal lo que afirma... lo retrata,,,, que el que hable mejor es mal visto en su pais. Claro. con razon estan en la inmunda, empobrecidos, PROPONGO DESDE YA, IMPEDIR LA LLEGADA DE TURBAS DE NORDACAS, ES DECIR ESPAÑOLES VARADOS Q VENGAN CON TONITO DE UPERIORIDAD CUANDO SON CUASI ANALFABETAS, NO SABEN SINO DE COCINA Y ALGO DE TURISMO Y DE PEGA DE LADRILLO. OJO! Fuera Nordacas, fuera chapetones, fuera compañias estafadoras q no pagan impuesto tipo Telefonica y otros ladinos ratas
Opinión por:

pasionaria2013

Dom, 06/03/2012 - 10:58
JAJA, ESTA COLUMNA DA PARA DIA MIERCOLE SO MARTES, DE MENOR AUDIENCIA. QUE PUTOS DIABLOS NOS IMPORTA QUE PIENSEN LOS CIRCULOS ESPAÑOLES DE NUESTROS PRESIDENTES Y EX PRESIDENTES, LADINAMENTE EL COLUMNISTA OMITE UN DETALLE. URIBE ES DE ESA ORGNIZACION INTERNACIONAL MAFIOSA MUY PODEROSA QUE SE LLAMA OPUS DEI, QUE EN ESPAÑA GOZA DE INMENSAS FORTUNAS, 1/3 DE LOS INMUEBLES DE ESPAÑA SON DE LA IGLESIA Y NO PAGAN IMPUESTO, 40 AÑOS DE DICTADURA CON LEYES AUN NO DESMONTADAS DEL TODO, DEJAN A UN PAIS CONSERVADOR, CON GRANDES ATRASOS, SE DEDICARON SOLO AL TURISMO Y A PEGAR LADRILLO Y AHORA QUEDAN EN LO QUE SIEMPRE HAN SIDO, LOS MAS POBRES DE EUROPA. ESTE SR MANEJA LA FICCION DE QUE NOS IMPORTA LO Q OPINEN SUS AMOS... QUE NOS INFLUYEN Y MAS. Q TONTARRON Y A SUS AÑOS. HABRA Q DECIRLE: FUERA CHAPETON!
Opinión por:

Marmota Perezosa

Dom, 06/03/2012 - 10:36
Si a ud le parece bueno el inglés del iletrado Uribe se ve que ud no sabe ni español
Opinión por:

virruaco

Dom, 06/03/2012 - 07:31
Averigüense quien en verdad es este periodista, no solo aquí en Colombia sino en España. De dónde proviene. Y cómo se ha sostenido en los "medios" del poder. Fuera de que es un "media agua", siempre ha deseado rodear a aquellos que detentan el "poder" para que sea bien "colocado", idem Plinio "orejón" Mendoza. Lagartos de todos los colores a pedir. De esos ha vivido el poder para asolapar sus "negrerios" y asesinatos. Es que en "donde todo viene sin costo hagamos de ello un agosto" Y ellos se entregan como en el mercado de los "prepagos". Pelan hasta la "cordal" para demostrar que su dentaduras siempre estan limpias, comanse a quien se coman. Y para eso están los "medios"... para " vanidad de vanidades" de aquellos que tienen con que comprar un medio y dirigirlo hacia su fin de más poder.
Opinión por:

virruaco

Dom, 06/03/2012 - 07:18
El señor Bastenier, enchulado en una "posición" entreguista en los "medios" del poder no puede decir nada diferente que esa estupidez que ha escrito hoy aquí para que los colombianos pasemos por alto la "mala leche" de estos dos atracadores que se están "peleando la repartición de la marrana". Mientras todos tengan "cara de payasos" el circo de la politica rastrera sobrevive. Todos van por su parte, desde el más insignificante empleado hasta el más encopetado senador. Todos van por su porción y más cuando hay asesinatos y una latente hediondez de muerte en los lares del país. Esos son las lacras que han impuesto en la "silla" para redirecionar los apetitos y robispicios que generan los "politicos". Y a eso es lo que le "brama" Uribe y a sus aulicos, ladrones y asesinos. Y Bastenier tapa.
Opinión por:

virruaco

Dom, 06/03/2012 - 07:05
¿Cual y qué posición tan y más estúpida que esta la de un "señor" español, desde su galería toreril, podríamos encontra replicada en este medio? La de de todos aquellos que creen que él ha descubierto el agua tibia de la "falsa" politica colombiana; y el colmo, creerla. Además es una infamia para todos los colombianos que hemos sufrido la "mala leche" de estas familias enquistadas en el poder, no por su capacidad de relacionarse con el "oscuro poder" sino por su incapacidad para dirigir los destinos de este pueblo doblegado a masalva cada tiempo. El nunca podrá decir otra cosa distinta a esa, ya que es parte también de los cuadros "intelectuales" que esconden la realidad por unos cuantos "chorizos y vinos". El país vive un desangre por la acción asesina de Uribe y Santos, y nada se dice.
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio