Publicidad
Luis Fernando Montoya 22 Sep 2016 - 9:00 pm

El regreso de Falcao

Luis Fernando Montoya

Para el fútbol colombiano es motivo de alegría y de esperanza deportiva el regreso de Radamel al fútbol competitivo, haciendo goles con su equipo francés, el Mónaco, y con la posibilidad de que el técnico de la selección colombiana de fútbol de mayores, José Pékerman, lo vuelva a convocar para estos dos partidos de las eliminatorias al mundial, contra Paraguay y Uruguay.

Por: Luis Fernando Montoya
insertar

Para el fútbol colombiano es motivo de alegría y de esperanza deportiva el regreso de Radamel al fútbol competitivo, haciendo goles con su equipo francés, el Mónaco, y con la posibilidad de que el técnico de la selección colombiana de fútbol de mayores, José Pékerman, lo vuelva a convocar para estos dos partidos de las eliminatorias al mundial, contra Paraguay y Uruguay.

Lo más importante para un ganador no es lograr cosas, sino la autenticidad. La persona auténtica experimenta su propia realidad siendo una persona creíble y sensible. Los ganadores no necesitan esconderse detrás de una máscara. Se deshacen de imágenes propias no realistas de superioridad o inferioridad.

El técnico del Mónaco dice que “es normal que Falcao no esté al 100 después de la lesión, pero con el tiempo va estar bien. Es más, es el capitán del equipo, y les pido a mis jugadores que se asocien con él”. Esta es una muestra más del progreso que el jugador tiene en su proceso de recuperación. Seguramente el cuerpo técnico de la selección valorará su estado de salud física y mental para acercarlo nuevamente al equipo nacional.

Falcao es una muestra más de que con mentalidad triunfadora, autodisciplina, dedicación y no perdiendo el deseo de salir adelante se pueden conseguir los objetivos que nos proponemos.

Su regreso al equipo nacional aportaría cuatro aspectos que destacaré a continuación.

Primero, liderazgo, pues él es una persona con ascendencia en el equipo, fuera y dentro del seleccionado.

Segundo, goles, pues es un hombre a quien jugar con su selección lo pone en una gran dimensión superior a la que muestra en sus equipos.
Tercero, juego aéreo. Y se van a jugar dos partidos donde el juego aéreo defensivo y ofensivo va a ser muy importante.

Cuarto, preocupación, porque su nombre genera dudas a las defensas de los contrarios y eso lo podrían aprovechar otros jugadores y movimientos.

Como persona del fútbol, me pone muy contento que la persona y el jugador encarnados en Falcao estén en esa dimensión de recuperación. Esperemos que la última lesión sufrida, conmoción cerebral, no sea impedimento para volver al tricolor colombiano. Le deseo una pronta recuperación.

inserte esta nota en su página
TAGS:
  • 0
  • Enviar
  • Imprimir
0
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$423.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio