Publicidad
Olga Lucía Barona 16 Dic 2012 - 11:19 pm

Sexto sentido

¡Gracias!

Olga Lucía Barona

La felicidad que da un triunfo deportivo no se compara con nada. Claro, la vida está llena de chispazos de felicidad, pero ésta es absolutamente diferente. Por eso, y aunque nos hizo sufrir más de la cuenta, los hinchas de Millonarios le damos gracias a nuestro equipo del alma por conquistar la estrella número 14, después de 24 años de sequía.

Por: Olga Lucía Barona
insertar

Gracias a una junta directiva que asumió con altura el desafío de administrar un club pensado en grande, como lo es Millonarios. No podemos olvidar hoy a José Roberto Arango, quien pese a múltiples obstáculos y a enemigos del equipo detrás torpedeando el saneamiento del club, logró dar los primeros pasos de una nueva sociedad. El mando lo asumió entonces Felipe Gaitán, un ejecutivo serio y decidido que logró, después de más de 20 temporadas, dejar este año el saldo a favor en cuento a sus finanzas. Y de allí, claro, se desprende la solidez deportiva de una nómina que sin ser demasiado brillante y amplia, siempre se sintió motivada por el cumplimiento de sus sueldos, seguridad social, premios y viajes en primera clase.

Y gracias a Hernán Torres, porque además de que se sacó esa fama de que era un técnico de equipos chicos que se derrumbaban en las finales, logró moldear una nómina que sin ser muy diferente a la del semestre pasado, sacó de la mano toda su inteligencia y estrategia para armar un equipo que todo el campeonato cabalgó en el primer puesto, con la advertencia de que jugó dos torneos paralelamente (semifinal de la Copa Sudamericana).

La idea de la junta era montar una gran estructura para que en los próximos años el equipo estuviera peleando títulos. Pero el festejo se adelantó por la combinación de un trabajo serio entre lo directivo y lo deportivo. Y aquí vienen las gracias para todos los jugadores que entregaron su corazón en la cancha. Es cierto que no siempre exhibieron un juego brillante y muchas veces pecaron por la falta de definición. Pero qué le puede decir uno a un jugador como Cosme, criticado y muchas veces abucheado, que marcó ocho goles y llevó a Millos al camino de la 14. Hoy son los héroes y punto. Gracias a ellos, cientos de jóvenes supieron qué era ver a su equipo campeón, y los no tan jóvenes, volver a sentir lo sabroso que es gritar ¡campeón!

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 12
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Real Madrid vs. Barcelona, duelo de artistas
  • Por paro judicial, cierran oficina del Consejo Superior de la Judicatura
  • Artbo celebra 10 años

Lo más compartido

  • La mejor inventora del mundo es colombiana
  • Atlas científico de relaciones sexuales
  • El llanerito que conquistó al país con su 'Como no voy a decir'
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio