Publicidad
Harry Sasson 16 Mar 2013 - 11:00 pm

Desde el Oyster Bar de Nueva York

Para los días grises

Harry Sasson

Los glotones, como yo, tenemos memoria gustativa, es decir, nuestros recuerdos se hilan según lo que comemos.

Por: Harry Sasson

En ese sentido, una de las memorias más nítidas que conservo me ubica en la Grand Central Station de Nueva York, ese icónico edificio que aún sirve para el despacho de trenes y que ha servido de escenografía para incontables películas. En uno de estos pasillos del nivel inferior está el magnífico Oyster Bar, que justo este año está cumpliendo un siglo de historia y es uno de los restaurantes más famosos de la Gran Manzana.

Sentado en una de sus barras tuve la oportunidad de disfrutar de un inolvidable Pan roast de ostras (creación de esta cocina, por cierto). Se trata de un estofado de rápida cocción preparada allí mismo, cerca de la barra, en unas ollitas a vapor, casi siempre con ostras y algún otro marisco fresco, como almejas, langosta, langostinos, scallops, con base de leche, crema de leche, salsa Worcestershire y una patadita de Tabasco. El resultado es un potaje caldoso y poderoso, con el sabor de los jugos de cocción de las ostras que lo enriquecen y lo hacen definitivamente marino. Por estos días que empieza a llegar la lluvia haciendo nuestros días gélidos e invernales recordé esta reconfortante sopita, que les quiero proponer como una alternativa para darle un poco de calor a estos días grises.

  • Harry Sasson | Elespectador.com

  • 0
  • 1
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Plácido Domingo presenta una nueva final de su concurso Operalia
  • La fortaleza me la da mi hija: Nairo Quintana

Lo más compartido

  • Medellín y Santiago de Chile, las mejores ciudades para vivir en Latinoamérica
  • El 'Ice Bucket Challenge' sólo ha generado en Colombia $50 mil
  • Opinión Ago 20 - 10:00 pm

    Vaginal

Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio