Publicidad
Ana Milena Muñoz de Gaviria 27 Mar 2013 - 11:00 pm

Horizontes

Nuevos aires para la Iglesia

Ana Milena Muñoz de Gaviria

Nadie pone en duda que el papa Francisco es un hombre sencillo y austero, que guiará a la Iglesia católica por esos caminos. Y es que como católica creo que son positivos estos gestos —en los pocos días de su papado—: el uso del vestido blanco sin la capa bordada de oro.

Por: Ana Milena Muñoz de Gaviria
  • 17Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/nuevos-aires-iglesia-columna-412886
    http://tinyurl.com/kwpysuw
  • 0

Ir y pagar la cuenta de su estadía y recoger sus pertenencias en su albergue de Roma. Sus palabras al pedirle a la gente que orara por él y el presentarse como un obispo que estará al servicio de sus fieles son muestras de sencillez y humildad y de un deseo de estar más cerca de la gente, lo que permite dilucidar que su deseo es estar lejos de los palacios y del poder.

Sus palabras han sido alentadoras para una Iglesia que necesita una renovación y mayor credibilidad. Ha hablado de una Iglesia para los pobres y el nombre escogido lo toma de san Francisco de Asís. Así lo refleja, de presidir en la caridad, de trabajar con el pueblo de Dios y construir un camino juntos, pues considera que la Iglesia es de todos.

Ojalá esos buenos deseos los pueda hacer y que la burocracia vaticana lo permita, pues son necesarios muchos cambios, pero por lo menos es importante empezar con este cambio de actitud. Para muchos, este no será un papa de avanzada en temas como la comunión de los divorciados, los temas de la homosexualidad y el aborto o el papel de la mujer dentro de la Iglesia, pero como cardenal tuvo gestos importantes de inclusión cuando condenó a curas que no querían bautizar a los hijos de los que no estaban casados por la Iglesia.

Se dice que es un conservador moderado, aunque pesa la duda de su comportamiento frente a la dictadura militar.

Pero, finalmente, y lo que es claro es que habrá cercanía y que será un hombre de carne y hueso más cercano a los problemas y necesidades de la gente. Y le dará entonces nuevos aires a una Iglesia que ha estado en las alturas y no en la Tierra.

  • Ana Milena Muñoz de Gaviria | Elespectador.com

  • 17
  • Enviar
  • Imprimir
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio