Publicidad
María Teresa Ronderos 25 Oct 2012 - 11:17 pm

Puntos ciegos

María Teresa Ronderos

Lo más difícil de digerir del proceso de paz entre el gobierno Santos y la guerrilla de las Farc es lo más obvio: que se trata de una negociación entre enemigos, Estado y guerrilla, y que ella parte de la convicción mutua de que vale la pena intentar ponerle fin a un conflicto doloroso, costoso y sin final previsible, por medio del diálogo, porque eso ahorrará años de sufrimiento y de atraso social y económico.

Por: María Teresa Ronderos

Como nos cuesta asimilar esta premisa básica, esperábamos que, para empezar, las Farc se mostraran más arrepentidas y pacifistas. De ahí la avalancha de críticas al discurso de Iván Márquez en Oslo, casi todas del mismo corte: “¡Qué tipo soberbio!, nosotros queriendo tratarlos por las buenas y ellos tan poco agradecidos”.

Justificamos plenamente, en cambio, que el Gobierno persista en su tono guerrerista, aunque esté sentado a los manteles de la paz. Es más, le exigimos que no desista de su ofensiva militar, no va y sea que los guerrilleros aprovechen la buena índole oficial para retomar sus territorios perdidos. ¿Por qué si el Gobierno habla duro, no consideramos que eso signifique que no quiere la paz, y en cambio sí lo pensamos de las Farc cuando hacen lo mismo?

Creo que la lectura del discurso del vocero principal de las Farc como el desinfle de la paz es equivocada. Al igual que Santos, comandante en jefe del Ejército, Márquez, quien es segundo al mando de esa guerrilla, no puede transmitirles a sus filas señales de debilidad. Él es entre su gente un hábil estratega militar y un político popular; y de él esperan que haga valer el medio siglo de combate por una causa. Ni Márquez, ni ninguno, puede salirse demasiado de este libreto escrito con sangre, porque es gracias a ese discurso, repetido en cada frente, que se han mantenido unidos bajo una sola bandera, aun cuando hayan perdido la mitad de sus jefes y de su tropa.

Las palabras retadoras de Márquez intentan, asimismo, impregnarle algún sentido de dignidad guerrera a la tercera generación de farianos más motivada por el dinero fácil de la coca y el oro que por los ideales de revolución. Tiene que evitar que una paz eventual rompa en pedazos la organización que la guerra ha mantenido cohesionada.

Desde nuestro lado se ve como cinismo puro la incapacidad de las Farc para reconocer que los secuestros, los fusilamientos, las desapariciones, el reclutamiento de niños y niñas, las minas antipersona y los cilindros explosivos no han sido errores, ni excesos, sino la moneda corriente de su lucha. Pero cuando ellos miran por el retrovisor de la historia, se ven a sí mismos como el ejército de los marginados. Las víctimas son, en su lógica, los efectos colaterales de una guerra justa de los débiles contra el todopoderoso Establecimiento.

Más constructivo que escandalizarnos con los discursos públicos de las Farc es entonces entender de qué lógicas internas salen. Y mientras que las negociaciones avanzan, reconocer que de nuestro lado también hay un gran punto ciego: que los poderes legales han recurrido —y aún recurren— a la violencia ilegal como arma de la política. Ahí están como pruebas fehacientes la barbarie paramilitar, los miles de asesinatos a los líderes políticos y sociales, y las persecuciones a los campesinos que claman su derecho a la tierra usurpada.

Podremos acompañar mejor este delicado proceso si no olvidamos que lo que busca es proscribir para siempre en Colombia el uso de la violencia criminal y del terror como armas de la política y que eso valga para todos: guerrilla por supuesto, pero también Estado y grupos de poder.

 

  • 0
  • 13
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • El cuero cabelludo se vuelve lienzo para este artista
  • Samper se instala en Quito para ejercer como nuevo Secretario General de Unasur
  • Corte ordena revivir las corridas de toros en la Santamaría

Lo más compartido

13
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

manamuisca

Lun, 10/29/2012 - 20:46
para empezar toda negociación parte de la premisa que las ofertas y demandantes tienen necesidades y deseos diferentes -a veces opuestos-pero que de alguna manera tiene un punto en comuún como ideal altruísta,ud mi estimado periodista neoliberal debe comprenderlo mejor que yo, esas pujas son propias del mercado, de lo contrario sería una rendición que sería humillante y que el orgullo de ser los guerrilleros más viejos de la tierra aún en plena subversión e insurrección, les fortalece el egoy asu vez los engaña en cierto triunfalismo de las dos partes, la realidad es que el pueblo llano clama por la verdad y el perdón , por instituciones más democráticos y son una visión eco.social que permita una formación bruta de capital, y un bienestar de las familias de los trabajadores,un desarrollo
Opinión por:

omkfhytrhxz

Vie, 10/26/2012 - 19:52
Que vieja tan bruta, debe ser la menopausia la que hacer decir a esta vieja que el genocida ivan marquez es un político popular
Opinión por:

Boyancio

Vie, 10/26/2012 - 18:55
Y, digamos, entonces que, como están las cosas de las conversaciones entre gobierno e insurgentes, ¿se va saber la farsa compartida, sea que el ejército decía que había guerrilla donde no la había, y la guerrilla se encargaba de hacer la misma cosa; pero a lo contrario?
Opinión por:

georgesfrancia

Vie, 10/26/2012 - 15:38
Cuando leo los comentarios de muchos periodistas y de la inmensa mayoria de ignorantes colombianos, sobre el dinero facil con la droga que disfrutan las guerrillas, pienso que esta gente vive en barrios elegantes, casas con picina , van a finos restaurantes y sus hijos frecuentan colegios prestigiosos, yo se que los colombianos no brillan por la inteligencia, solo hay que mirar como viven, pero de alli a pensar esas elucubraciones sobre la guerrilla, solo pienso que estan embrutecidos, hoigan una vez por todas, esa guerrilla disfruta el dinero en la manigua con sancudos sapos y culebras, caminan todo el dia sin descanso, solo unos ideales sean los que sean, hacen que los seres soporten esos sacrificios, segun entiendo estos son marxistas , esa realidad tendran que admitirla .
Opinión por:

flecha veloz 1943

Vie, 10/26/2012 - 10:48
..." Esa combinación de formas de lucha, que desencadenó el exterminio de la UP, también pone en peligro a quienes promueven los actos de la Marcha Patriótica. Varias bandas criminales han advertido que empezarán a asesinarlos y , por desgracia, según confirmé, no es fantochada, sino una amenaza real en algunas regiones. Seguro que el Gobierno hará lo imposible para salvaguardar la vida de los dirigentes que corran peligro......Pero igual, las FARC tienen que dejar de obligar a los campesinos a participar en los actos de la Mar cha, amenazándolos con destierro o castigos peores si no acuden, además a financiarlo ".........Lo anterior es un extracto del artículo "¿Opinión o amenaza", de Salud Hernández en El Tiempo del domingo pasado. Esta señora es partidaria de
Opinión por:

flecha veloz 1943

Vie, 10/26/2012 - 10:58
acabar nuestro conflicto a bala ventiada, o como decía un ministro de Laureano Gómez en los años cincuenta, "¡ a bala y llámas !" durante la Violencia Chulavita. Por lo visto cotinuaremos asesinando pueblo raso ( soldados y guerrilleros) para mayor gloria de Dios y sus representantes en la tierra colombiana. Amén.
Opinión por:

Gonzalvo

Vie, 10/26/2012 - 08:50
Con la columna de esta periodista, se comprueba que el discurso trasnochado y guerrerista del terrorista Márquez. logró su cometido; si esta señora que se supone está informada por diversas fuentes y tiene capacidad de análisis con base en esta información cayó en la trampa, que diremos de muchos incautos que su información es la que le dan los medios.
Opinión por:

Josesier

Vie, 10/26/2012 - 08:20
En un conflicto todos tienen motivos y culpas. En la búsqueda de la paz creo que lo único importante es encontrar el inicio del camino que nos lleve a modificar el pensar y actuar de unos y otros,para encontrar la escencia de la vida. En pocas palabras en un proceso de paz no debe existir perdedores ni ganadores aunque el sufrimiento trate de justificar nuestros reclamos.
Opinión por:

Julio Herrera

Vie, 10/26/2012 - 07:18
Aunque las farc hayan traicionado los ideals sociales que les dieron orígen para convertirse en vulgares secuestradores y narcotraficantes, hoy más que nunca esos ideales permanecen vigentes con la contra-reforma agraria de la ultraderecha y la creación de las otras FARC: el "Frente Anti Restitución Conservador" creado y dirigido por su Tomochenko ALVARO URIBE VELEZ y demás miembros de la mano negra como Fernando Londoño y José Obdulio Gaviria.
Opinión por:

Ar mareo

Vie, 10/26/2012 - 09:47
Como decian en otras columnas, firmaran la paz pero seguiremos en las mismas... aunque no todos.. los duenhos de las retro q estan esperando q les abran las selvas y los llanos a sus "inversiones", a esos les ira bien
Opinión por:

consensopúblico

Vie, 10/26/2012 - 06:57
Desbordado cauce entre lo normal y lo patológico. La violencia, su costumbre, su imposición a través de la publicidad, los videojuegos y la televisión, su ejercicio legal a través de unas Fuerzas Armadas anómalas, su ubicuidad en el machismo dominante que facilita la criminalidad; "normalidad" excesiva que no es patología sino hiperrealidad, super amoldados a lo monstruoso (¿realismo mágico?). La disputa es cuestión de mercado y su verdad conexa: Supremacía. Transnacional Traqueta para la creciente demanda. Oferta y ganancia. En la mitad: carne humana, armamentos, territorio. Y ayuda norteamericana. Guerra rentable. Estado+NarcoParacos+Guerrilla. Con desprecio total por la vida. Anomalía extrema que deforma cada propósito, torciendo los ánimos y las voluntades, perversamente
Opinión por:

ascomamer

Vie, 10/26/2012 - 04:30
Otra mamerta resentida que no entendió el discurso guerrerista del jefe de la banda secuestradora y terrorista y que le busca todavía 5 patas al gato para complacer al traidor y desinformar a la opinión publica. Lo mismo ocurre con los señoritos de la prensa mamerta rola sobornados por mermelada santista.
Opinión por:

luispuyana

Vie, 10/26/2012 - 02:17
BUEN DIAGNÓSTICO, pero hay uno que no cuadra. Bien porque nos ahorramos años de sufrimiento, pero NO son los terroristas que ahondan el atraso económico, sino las políticas gubernamental al total servicio de un puñado de inversionistas que por un lado nos llenan de deuda pública, causa principal y determinante del atraso económico, y quienes, la otra parte, con el FMI llevan décadas ordenando reducir el salario, eliminar las pensiones Y AUMENTAR LOS IMPUESTOS PARA CANCELAR LA IMPAGABLE DEUDA PÚBLICA. Y como sino fuera poco lo anterior, el uribe y santos nos firmaron TLC GRINGO, QUE ARRASA CON 6 MILLONES FAMILIAS DEL AGRO AL INGRESAR TONELADAS DE ALIMENTOS, LOS MISMOS QUE AQUÍ PRODUCIMOS, MÁS ENCIMA NOS SAQUEAN NUESTROS RECURSOS, los que necesitamos para industrializarnos.
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio