Publicidad
Nicolás Rodriguez 12 Abr 2013 - 11:00 pm

Sí a la paz, no a las Farc

Nicolás Rodriguez

El eslogan que abre la columna es también el grito de guerra con que cierran su comunicado los denominados “precandidatos del Centro Democrático” que siguen y persiguen al expresidente Uribe, creativo de esta retórica guerrerista tan propia de sus ocho años en el poder.

Por: Nicolás Rodriguez
  • 114Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/si-paz-no-farc-columna-415688
    http://tinyurl.com/ck5t436
  • 0

Son los mismos, también, que reunidos en democrático plan complotista, invitan a la juventud colombiana a mantener y transmitir el legado de su líder, el mismo que hizo hasta lo imposible por garantizar que se les metiera a la cárcel cada que un ridículo cigarrillo de marihuana les fuese encontrado.

Sobre el uribismo que hoy se rasga las vestiduras por la importancia de la justicia, bien vale la pena ir a algunos de los hechos. Que aguantan interpretaciones, como será obvio, pero que difícilmente se pueden falsear.

En su momento el uribismo promovió la desmovilización del paramilitarismo prometiendo perdón y olvido en temas de narcotráfico. Ese fue el anzuelo. Copados por el ejército los espacios campesinos que la subversión transitó y el paramilitarismo “recuperó”, llegada la hora, entonces, de hacer política, se avaló la parapolítica. Y gracias a esta, en parte, la reelección.

Aun enclaustradas las huestes paramilitares en Santa Fe de Ralito para su desmovilización, las masacres no desaparecieron. Como tampoco lo hicieron los desplazamientos. La ley de justicia de paz impulsada inicialmente llevó a una crisis interna entre los seguidores del propio Uribe, de tan altas que eran las dosis de impunidad. Y no hubo cómo hacer que los 14 extraditados por narcotráfico a los que Uribe no les pudo cumplir, por lo menos cumplieran sus compromisos con las víctimas.

Esta es la estela del movimiento que hoy grita “sí a la paz, no a las Farc”, como queriendo decir, en realidad, “ya hicimos nuestra paz”. Luego, joven uribista, tome nota: hay causas menos viles y traiciones no tan engorrosas. Suicidios más estéticos.

 

 

  • 0
  • 26
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

Lo más compartido

  • Colombiano presentó una de las mejores tesis de maestría del mundo
  • Bogotá Sep 7 - 11:28 am

    Las pruebas de Sergio

    Las pruebas de Sergio
  • El conmovedor abrazo de una leona a su antiguo cuidador
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio