Publicidad
Hugo Sabogal 21 Sep 2013 - 10:00 pm

Un bálsamo esperado

Hugo Sabogal

Desde hace varios años las tiendas Juan Valdez, especialmente en Colombia, han ofrecido preparaciones de café colombiano con licores de distintos sabores y orígenes, como el italianísimo Amaretto.

Por: Hugo Sabogal
  • 9Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/un-balsamo-esperado-columna-447814
    http://tinyurl.com/qa3kucj
  • 0

Es una tendencia de consumo que cuenta con un copioso número de entusiastas.

Claro está que la costumbre de beberse un café “cargado” con notas alcohólicas no es un fenómeno reciente. Los españoles hicieron cotidiano su ya famoso “carajillo”, consistente en un café mezclado con aguardiente de orujo, brandy o ron. 

Igual de conocidos son el Irish Coffee, que incorpora whisky y café con crema, o el café a la francesa, que contiene una medida generosa de Triple Sec. De esta bebida, en cierta forma, se inspiró nuestro canelazo, mezlca de café y aguardiente, muy popular en los Andes colombianos.

Y ni hablar de las archiconocidas cremas de ron, entre las que figuran el Bailey’ Coffee (de Irlanda) y el mexicano Kahlua. Ron Zacapa, la célebre marca guatemalteca, también brinda una crema de ron y café llamada Cafetto. Asimismo, las licoreras de Antioquia y Caldas cuentan, desde hace muchos años, con sus propias cremas de café y ron.

Hace algunos años la casa Santana Ron y Licores, de Barranquilla, ofrecía, con su prestigiosa marca Santero, un delicioso ron de café, que se tomaba como bajativo —bien frío— o mezclado con un espresso.

Con este telón de fondo, Procafecol, la empresa que maneja desde hace diez años la marca y las tiendas Juan Valdez, se asoció con Santana para producir el Licor de Ron y Café Juan Valdez, infusión que ensambla un café colombiano de calidad con un ron de ocho años de añejamiento.

Procafecol había tenido acercamientos anteriores para ponerle su marca a una bebida alcohólica. Pero sólo fue bajo la administración de Hernán Méndez que la empresa dio el paso de abrir esta nueva categoría de mercado. Con un precio al público de $49.900, el ron se podrá conseguir en sus emblemáticas tiendas, en licoreras y supermercados.

Quienes aprecian los rones clásicos —secos y aromáticos— quizá no se sientan cómodos con el leve dulzor de este nuevo licor de ron, que resalta los aromas de café sin exageraciones. El equilibrio es una de sus virtudes. Pero es un hecho comprobado que el paladar genético de millones de consumidores en el mundo prefiere los toques azucarados. Y esto es particularmente cierto en el trópico.

Los productores del licor de ron Juan Valdez hicieron numerosas pruebas antes del lanzamiento para garantizar que puede disfrutarse puro o en las rocas, a cualquier hora o como aperitivo y bajativo.

A mí, en particular, me parece algo dulce para abrir el apetito, porque la indiscutible calidad del café y del ron deja trazos muy marcados en el paladar, lo que contradice el principio clásico de que un aperitivo debe ser seco y no muy aromático. De ahí que las bebidas más notorias de este género son las que limpian la boca y la preparan para comer. Entre ellas figuran el champán y otros espumosos, el jerez y algunos vinos blancos como el neutro Pinot Grigio. 

Para rebajarle su potencia le puse a mi copa un par de cubos de hielo y unas gotas de agua sin gas, y, definitivamente, el ron mermó su intensidad y su grado de dulzor.

Pero donde mostró sus mejores encantos fue al lado de deliciosos postres y helados.

Sin duda, el Licor de Ron y Café Juan Valdez va a gustarles a los consumidores, quienes seguramente lo llevarán a casa y lo regalarán a sus amigos, dentro y fuera del país. Invito a restaurantes y hoteles a que lo incorporen en sus cartas como aporte nacional a la vivencia gourmet. Los negocios gastronómicos, casi en su totalidad, están en mora de ofrecer cartas de café, como lo han hecho cocineros emprendedores como Leonor Espinosa. 

Soy un convencido de que un buen almuerzo o una buena cena permanecerán en el recuerdo si vivimos también una experiencia única de café. Quizás el nuevo ron sea la puerta de entrada para asegurarles a los cafés de Colombia un lugar privilegiado en las mesas locales y del resto del mundo.

  • Hugo Sabogal | Elespectador.com

TAGS:
  • 1
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Plan para mejorar universidades
  • Gobierno británico convoca a reunión de emergencia por extensión del ébola
  • A falta de oportunidades, raspachines colombianos en Perú

Lo más compartido

  • Entre lágrimas se despidió David Ospina del Niza francés
  • "En mi nombre no, por favor"
  • El día que Jean-Claude Van Damme decidió bailar el 'Ras tas tas'
1
Opinión

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

suesse

Dom, 09/22/2013 - 08:35
Pero...y de donde vendrá el café de esa bebida? O Aperitivo? Porque colombiano, no será.....
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio