Publicidad
Armando Montenegro 1 Dic 2012 - 11:00 pm

Una verdadera revolución social

Armando Montenegro

La esmerada atención de los niños de las familias de altos ingresos durante sus primeros años (en alimentación, salud, atención personalizada y estímulos de toda naturaleza) contrasta con las carencias de los más pobres.

Por: Armando Montenegro
  • 221Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/una-verdadera-revolucion-social-columna-390180
    http://tinyurl.com/l5kheyq
  • 0
insertar

Por su impacto a lo largo de toda la vida, esta brecha es uno de los principales mecanismos de reproducción de la desigualdad y la pobreza en Colombia.

Aparte de algunas declaraciones de quienes se proclaman preocupados por la desigualdad y la inequidad, son muy pocas las iniciativas concretas para mejorar la atención de los niños más pobres del país. El notable trabajo de Raquel Bernal y Adriana Camacho, de la Universidad de los Andes, llena este vacío (economia.uniandes.edu.co, documento Cede 33).

Destaco dos de sus propuestas. En primer término, plantean la necesidad de que se reemplacen los precarios Hogares de Bienestar —un sistema con una cobertura mediocre, servicios de mala calidad, a cargo de personas sin formación, las madres comunitarias— por 4.000 centros integrales de desarrollo infantil, guarderías modernas y bien construidas, perfectamente dotadas, atendidas por profesionales competentes, de acuerdo con un sofisticado programa para atender las variadas necesidades de los primeros años.

Las autoras proponen, en una palabra, que todos los niños de los estratos bajos, desde su nacimiento hasta los cinco años, sean atendidos en las mismas condiciones que los de los estratos altos. Numerosos estudios académicos señalan que sin esta nivelación temprana, no es posible lograr, más adelante, la equidad educativa y laboral y, en general, alcanzar la igualdad de oportunidades.

Esta política tendría altos costos. La construcción y dotación de los centros valdría más del 1% del PIB y el funcionamiento anual aumentaría los gastos del Estado en cerca del 0,3% del PIB. El nuevo modelo necesitaría más de 15.000 profesionales capacitados. Estos requerimientos financieros indican que, con el compromiso del Estado, la cobertura total podría alcanzarse, en forma gradual, en unos cinco años.

En materia institucional, las autoras también piensan en grande. Sostienen que, de acuerdo con las mejores prácticas internacionales, la política de la primera infancia debería estar a cargo de un ministerio capaz de liderar el proceso de cambio y conducir la mejoría sostenida de la atención a la infancia.

El ICBF deberá concentrarse en la ejecución de la política ministerial, en igualdad de condiciones con las entidades municipales y privadas que atienden a los niños en sus primeros años, bajo los lineamientos de un sistema central de supervisión, acreditación y vigilancia. El instituto, en consecuencia, dejaría sus funciones de regulación y supervisión y, además, trasladaría a otras entidades las tareas que lo distraen de la atención directa a la primera infancia (por ejemplo, la de ser una agencia de adopciones).

Aunque las autoras no lo dicen, los parafiscales, si es que sobreviven a la modernización fiscal del país, deberían financiar la política de primera infancia y no necesariamente al ICBF. En algunos casos, por ejemplo, estos recursos bien podrían dirigirse a apoyar programas públicos de ciudades como Bogotá o Medellín.

Esta interesante propuesta podría ser la base de una gran reforma social, con la ambición de lograr un poderoso impacto sobre la igualdad y la equidad en Colombia.

  • Armando Montenegro | Elespectador.com

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 24
  • Enviar
  • Imprimir

Lo más compartido

24
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

Saramesss

Mie, 01/02/2013 - 10:44
Que pesar que el columnista no se haya tomado el trabajo de ver lo que se está haciendo desde el gobierno en relacion con la atención a la priemra infancia. Pensaría que una columna de opinion es para llenarla con argumentos sustentados con un poco de rigor. Ver Estrategia de cero a siempre, es un buen comienzo que necesita critica constructiva, no indiferencia, le invito a enterarse.
Opinión por:

manamuisca

Mar, 12/04/2012 - 22:11
la verdadera revolución social se dará cuando haya empleo con salarios dignos, cuando se estyimule el trabajo yel ahorro y la generación del empleo; cuando se proporc ionen emabientes patrticiátivos, de adecuada provisión pública deen servicios domiciliariostanto al hogar como a los espacios públicos y buenos servicios médico-preventivos y de salud y nutrición; cuaNDOHAYA UNAS CONCEPCIONES Y PRÁCTICAS PROTECTIVAS ADECUADAS A LAS EDADES PARA UN DESARROLLO DIGNO; Y CRE MI ESTIMADO COLUMNISTA ESTAS POLÍTICAS CONSAGRADAS EN LA cONVENCIÓN INTRERNACIONAL DE DERECHOS DE LA INFANCIA NO SE CUMPLEN MÁS ALLA DEL ART44 DE LA cp Y DE LA LEY12/1190 Y 1098/2006 LEY 12.a 44 AÑOS DEL icbd A 53 DElA DECLARACIÓN DE DRECHOS DEL NIÑO, A 23 DE LA CONVENCIÓN, COLOMBIA INCUMPLE LA GARANTÍA A LA NIÑEZ,
Opinión por:

Zak

Dom, 12/02/2012 - 22:17
Pues el presidente tiene una mejor idea para acabar la desigualdad: Acabar con el ICBF para que los niños pobres se mueran rápido. Para aquellos que insisten y quieren progresar, se les ocurre meterse al SENA, también morirán en el intento porque también se acabará el SENA. Si todavía quedan ganas y progresas un poco y estás en la clase media pues te clavan impuestos para que se te acaben las ganas. Así se acaba la desigualdad. Solo quedarán los ricos de este país. Ah, para esos que sobrevivan, se le regalará el resto del país a la guerrilla para que los acabe de terminar. Esa es la aplicación de la nueva reforma tributaria y planes de Santos, ese es el plan de nuestro queridísimo presidente. Señor Machado no se desgaste con propuestas. No pierda el tiempo buscando buenas ideas.
Opinión por:

donald trump

Dom, 12/02/2012 - 20:14
Senor columnista le falto politicas recias de planificacion familiar y aunque suene facista, vasectomia y ligadura de trompas a habitantes de la calle que sean irrecuperables ( ya que la mayoria son drogadictos irrecuperables demostrado por estudios serios incluyendo los de la universidad de antioquia por el dto de trabajo social), degraciadamente la falta de educacion hace que se tengan mas hijos que una persona o pareja puedan sostener y el resto tenemos que lidiar con esta carga
Opinión por:

Juaco G. Hoyos

Dom, 12/02/2012 - 17:00
Dado que todas las últimas generaciones de bachilleres han sufrido la mediocridad de los colegios oficiales, principalmente, aunque no son pocos los privados igualmente mediocres, gracias a la promoción automática, que ahora se disfraza de tutorías para regalar años; empecemos por lo menos a proveer una atención formativa adecuada a los niños hasta los 5 años. ¿Quién quita esa nueva generación mejor atendida en la primera infancia exija luego que se les continúe dando educación de calidad?
Opinión por:

Alejandro Vélez

Dom, 12/02/2012 - 16:37
Todo lo dicho, muy cierto, habría que relacionarlo con la reforma tributaria. Hoy aparece un artículo en el New York Times, titulado As Companies seek Tax Deals, Governments pay High Price, sobre las exenciones de impuestos a las grandes empresas. El artículo recoge la opinión de un alto ejecutivo de Hallmark, Donald J.Hall Jr. Dice que los gobiernos locales, igual que el central, son generosos con los incentivos tributarios y luego explican que no hay dinero para la educación. Hall afirma que lo lógico es que el dinero de los impuestos fluya de las grandes empresas hacia la educación. Pero la política tributaria lo hace al revés: pone a fluir el dinero de la educación hacia las arcas de las grandes empresas. ¿O será que la reforma tributaria del gobierno colombiano no hace los mismo?
Opinión por:

manamuisca

Dom, 12/02/2012 - 15:13
En todo el planeta sea cual sea el sistema económico y social hay diferencias de formación dadalas diferencias de ingreso y de culturas, la vulneración de los derechos de la infancia está en todos su niveles, en la provisión por la inadecuados suministros de nutrientes y de atención an saludoral, médica en AIEPI y en de ambientes sanos -agua-luz y aire natural, espacios cerrados y abiertos-desde la garantía a la protección ni las familias, ni la comunidad nio siquiera las instituciones tienen patrones de los niveles aceptables y óptimos de protección, y que decir del derecho de participación donde la voz ni siquiera la tienen sus cuidadores, sus padres ni sus comunidades, puesto que al migrar los HB a CDI se pierde el control social y se reduce la responsabilidad comunitaria y familiar.
Opinión por:

manamuisca

Dom, 12/02/2012 - 15:07
ilustr columnista te equivocas a calificar 80000 madres comunitarias como malos centros de formación, quizás no tengan las intalaciones escolares. pero hacen desarrollo comunitario desde el mismo entorno del niño y su familia sin los costos que se deprecia rápidamente ye incrementan la carga; además la prvatización de la asesoría , supervicióy operación no hace sino incremental los niveles de corrupción y el énfasis cuantitativista y de cobertura, cuando la calidad y calidez afectuosa de madre es irremplazable y poco evidenciable en los mega colegios.Por otra parteel programa de cero a siempre no ha incrementado la cobertura y por el contrario ha disminuído el servicio a los hijos de trabajadoras de no pobres cercanos a las lineas de pobreza, al convertir los Hogares infantiles en CDI .
Opinión por:

cuchuflo

Dom, 12/02/2012 - 13:58
Raquel Bernal y Adriana Camacho no han descubierto nada que no se sepa y cuando se observa lo que hacen los países europeos en materia de bienestar social (a través del Estado de bienestar) es apenas obvio lo que proponen las autoras que cita el columnista. Algo nuevo que si aterra es leer a Hommes y a los Montenegro pontificando sobre alivio a la pobreza, la equidad y reducción de la desigualdad, cuando es de publico conocimiento que ellos fueron los causantes de profundizar la pobreza, la desigualdad y la inequidad en este país con el sometimiento de la población rural a las consecuencias de la abrupta desgravación arancelaria, crisis económica por cuenta de la desregulación y mayor concentración de la riqueza por cuenta de las privatizaciones. Hoy le parece novedoso lo que dice Bernal.
Opinión por:

AltoMagdalena

Dom, 12/02/2012 - 13:04
Dr, Montenegro,como casi siempre, excelente su columna, pero la complemento con algunas anotaciones. El problema no es sòlo de plata: conozco colegios de todos los estratos y la principal diferencia es la disciplina y el nivel de exigencia. En los privados estratos 5 y 6, se exige rendimiento y disciplina. Mientras pensemos en los pobres como "pobrecitos" y no se exija respeto a compañeros y profesores, acatamiento de normas de convivencia, seriedad en el proceso de aprendizaje. no hay nada què hacer. Es ma`s, la blandenguerìa con los malos elementos hace que buena parte del esfuerzo del Estado se pierda y los mejores estudiantes no tengan un ambiente favorable. Recuerde...la diferencia no es sòlo de plata...y no sòlo invirtiendo plata se acorta.
Opinión por:

masdeque

Dom, 12/02/2012 - 10:55
Muy intereante el artículo, por lo menos sale a la luz pública, se dan cuenta de que hay una enorme brecha, una desigualdad pavorosa en la educación y atención que reciben los niños y niñas de las clases altamente favorecidas y los pobres. Pero no es construyendo sitios similares a los de los ricos (colegios, canchas deportivas, comedores, etc.), como vamos a reducir el abismo y por ende la reproducción de la miseria: al terminar la guardería, la escuela, la ida al teatro, la ida al buen cine, los hijos de los pobres tienen que regresar a su entorno familiar, a su barrio, tugurio, etc. con lo cual se les deja a merced del medio hostil. No señor, seamos claros, el cambio debe ser total, DEL SISTEMA económico social en que vivimos. Lo demás, son pañitos de agua tibia.
Opinión por:

Guy_Fawkes

Dom, 12/02/2012 - 10:56
Lo que resulta nefasto es que la clase media que tiene aspiraciones de educar sus hijos en los andes y la javeriana, y que se endeuda y acaba cons us patrimonio familar para darle a sus hijos lo mejor posible ya que el estado no da nada termina ahora estigmatizada como "Familias de Altos Ingresos" Todo esto de los estratos es un sofisma Armandito, el tema no es pauperizar a la clase media, el tema es ayudar a la clase media a generar crecimiento, esa es la clase que puede tener profesionales y que pueder disparar el desarrollo
Opinión por:

suesse

Dom, 12/02/2012 - 11:57
El tema es acabar con ese sofisma que es el término "estrato"...aqui, todos pasamos y usamos las mismas calles llenas de cráteres, los mismos andenes anti-peatones, los mismos buses, taxis, carros contaminantes, respiramos el mismo aire tóxico, y en muchas ocasiones, comemos las mismas verduras llenas de metales y venenos, y terminamos usando los mismos servicios. La diferencia entre lo que sabe un alumno de un colegio privado y uno público, no necesariamente justifica la diferencia de costos que se asumen privadamente. Ni las casas ni apartamentos hechas, en lo material, en lo estructural, son muy diferentes: ante un terremoto, todas, seguramente, se caerían igual. Eso de los estratos, de los niveles SISBEN, etc, es solo un instrumento para dividir aun mas a un pais que esta mal, todo.
Opinión por:

Esparta

Dom, 12/02/2012 - 10:46
Cierto. Los pobres están condenados desde antes de nacer a vivir en una enorme desventaja social. Nacer pobre limita y reduce el desarrollo psicológico, la inteligencia, el aprendizaje, la capacidad comunicativa, etc., y por ende limita enormemente las oportunidades de asenso social y de progresar en la vida.
Opinión por:

Eduardo Saenz Rovner.

Dom, 12/02/2012 - 10:02
No hay peor caverna que la de los iluminados neoliberales.
Opinión por:

Eduardo Saenz Rovner.

Dom, 12/02/2012 - 11:15
Inopia, la cosa va más allá de la parafiscalidad. Es una arremetida de 22 años (en un estilo que no tiene nada que envidiarle a Romney/Ryan) contra los supuestos "privilegios" de los asalariados y a favor del capital financiero. Por lo menos los gringos mostraron sentido común y rechazaron la propuesta. De otra parte, millones de bobolombianos (por no decirles otro término acorde a las actividades por las que son justamente conocidos en todo el mundo) han votado masivamente por Gaviria, Uribe y Santos, y sus asesores de la caverna. Y quizás no los deba llamar neoliberales sino neoconservadores: un grupo de call girls que se sacude al son de la puerta giratoria (no en vano todo empezó con un "revolcón").
Opinión por:

Inopia

Dom, 12/02/2012 - 10:28
Profe y amigos foristas, en este país nada se da fácil, como Ud. muy vehementemente nos lo recuerda, salvo el raponazo y la corrupción. El no comulgar con el adefesio de la parafiscalidad y sus ineptas instituciones como el SENA (inapropiadamente llamada por algunos despistados "la universidad de los pobres) y las odiosas Cajas de Compensación Familiar, no nos debe "graduar" de neoliberales. El tema de fondo es la construcción de equidad e inclusión.
Opinión por:

Inopia

Dom, 12/02/2012 - 09:58
La obsesión con los parafiscales es de lo mas paradójico. Un país con un adefesio de sistema tributario, evidentemente inequitativo , reproductor de pobreza y altamente concentrador encuentra en la "opinión" una desproporcionada defensa en un verdadero esperpento fiscal como son los parafiscales. Esto se demoró mucho en joderse de manera que la tan anhelada reforma integral se demorará un tiempo, mientras tanto bienvenida la eliminación de los parafiscales, queda faltando las odiosas Cajas de Compensación y .....
Opinión por:

Inopia

Dom, 12/02/2012 - 09:49
El Dr. Montenegro I nos pone una muy buena tarea y es estudiar juiciosamente la propuesta de las investigadoras de Andes sobre política de primera infancia. De acuerdo a esta presentación, aquí puede residir como el lo llama una verdadera revolución silenciosa. Definitivamente la llave para construir una sociedad incluyente reside en iniciar desde ya con la primera infancia y la niñez: atención + educación de calidad para todos. De lo contrario seguiremos en la INOPIA ...
Opinión por:

Sky_Voyager

Dom, 12/02/2012 - 09:47
... curiosamente ... y afortunadamente, la columna del Neoliberal Montenegro esboza por que lo peor que le puede pasar a los niños del Pais (y sus madres de escasos recursos) es la eliminación de los Parafiscales. Este es el unico tributo con caracter social que hace el empresariado a Colombia y de alguna manera es compartir con los mas humildes del Pais una minima parte de las utilidades que obtienen aqui en Colombia. Los Parafiscales tienen un fin muy noble y eliminarlos es un acto de extrema indolencia y mezquindad con unas consecuencias negativas muy profundas para las nuevas generaciones de colombianos.
Opinión por:

Gerardo Moreno

Dom, 12/02/2012 - 07:26
Don Armando hablando de brechas sociales, de desigualdades, de la niñez pobre y hasta de la revolución social? Já. Don Armando debe estar lagarteándose la dirección del ICBF para él o alguno de sus familiares cercanos. Pero eso sí, para manejarlo con "verdaderos profesionales". Como él.
Opinión por:

suesse

Dom, 12/02/2012 - 11:53
Me quitó la palabra de...los dedos....Gente como esta no da puntada sin dedal....
Opinión por:

sanjuanm

Dom, 12/02/2012 - 07:13
Ahi esta el principio para verdaderamente "cerrar la brecha".
Opinión por:

Boyancio

Dom, 12/02/2012 - 05:39
Ya me había de cuenta hace mucho, señor Montepasto, que en su país dicen los ricos. " Mis hijos" la educación de mis hijos; en cambio, en otros desarrollados y en igualdad social dice: " nuestros niños" frase que acoge a todos los hijos de la vencidad, de la región, de la nación. Vea le digo, así han funcionado con madres pobres y escasas de intelecto, los menores - yo los he visto- se forman entre ellos mismos desde tempranas edad, sea que el andar juntos se aprenden unos de los otros, y sumercé tiene toda la razón, si mejoran la calidad de la locación y el nivel académico de las cuidadoras, pos claro: ¡ se mejora el producto interno bruto!, lo mesmo si usté mejora el pensum en las escuelas de formación militar, por disminuye la mascada y los abusos, como pasarle pertrechos a la Farc.
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio