Publicidad
Javier Moreno 21 Dic 2012 - 11:00 pm

La voz de la colmena

Javier Moreno

La noche que se anunció que Barack Obama había sido reelegido, Twitter alcanzó los 327 mil mensajes por segundo, un récord histórico para la red preferida por los solipsistas.

Por: Javier Moreno

Asumiendo que un tweet tiene en promedio quince palabras, durante ese segundo fueron producidas de golpe 4.905.000. Se estima que los siete tomos de En busca del tiempo perdido de Marcel Proust, la mamá de las novelas monstruo, suman alrededor de 1.200.000.

En promedio, en un día normal, 3.900 tweets son lanzados al éter cada segundo. Su vigencia es breve. Se desvanecen casi en el acto, sepultados por la siguiente ola.

Dicen todo pero no queda nada. O eso parece.

Los ciber-utopistas están convencidos de que el flujo masivo de mensajes contiene información nueva y sustanciosa, inadvertida por el colectivo que la produce. Algunos piensan que es posible predecir movimientos de la bolsa. Otros ya sueñan con detectores anticipados de violencia popular, epidemias desconocidas o masacres como la de hace una semana. Los más humildes aspiran a que al menos sea posible acelerar el análisis de consumo de productos. Esto último ya está pasando.

Las compañías que administran las llamadas redes sociales tienen la esperanza de que esta información, oculta en sus centros de datos, se convierta en capital. Sus equipos de investigación están concentrados en desarrollar técnicas para extraerla, verificarla e interpretarla. Todo depende, claro está, de que efectivamente haya algo perdurable y de valor ahí.

Mi impresión es que estamos muy lejos de entender cómo funcionan las redes sociales y a quién sirven a gran escala. ¿Sin esta comprensión cómo podemos evaluar la información que generan? Nos hemos dejado convencer de que estos sitios son la expresión espontánea y democrática de la masa incluso cuando sus nodos más influyentes son establecidos y consolidados por los mismos medios masivos tradicionales que supuestamente opacan. Tal vez nuestra todopoderosa voz colectiva no sea más que un acto de ventrilocuismo muy elaborado que valida imposiciones políticas o comerciales como aparente sentir popular.

http://finiterank.com/notas

 

  • 0
  • 1
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

Lo más compartido

  • Bogotá Sep 7 - 11:28 am

    Las pruebas de Sergio

    Las pruebas de Sergio
  • La 'Supervenus', el video contra los estereotipos de belleza
  • Vicky Hernández, la actriz que está sola, enferma y triste
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio