ELESPECTADOR.COMImprimir

Bogotá | Sab, 01/12/2013 - 21:00

DIAN investigará facturas

Por: Diana Carolina Cantillo E.

Juan Ricardo Ortega, director de la DIAN, en entrevista con este diario confirma la existencia de una factura que la Dirección considera falsa, expedida supuestamente por la empresa exportadora panameña Capital Técnico a Aguas de Bogotá por la compra de los camiones, como si la filial del Acueducto fuera la dueña de los vehículos.

Ortega niega que Aguas de Bogotá haya comprado la mercancía importada. También anuncia una investigación contra el declarante de la importación y a quien se le pagó por hacer el trámite ante la DIAN, la agencia de aduanas Aduanamientos Importaciones y Exportaciones Ltda., en la cual figura como representante legal José Vicente Vergara Garzón.

El Espectador conoció unas facturas en las que Aguas de Bogotá figura como el comprador de los camiones, ¿usted conoce de la existencia de las mismas?

Me dicen que existe una factura que presentaron en el primer trámite cuando quisieron meter los camiones como bienes de capital. En nuestra opinión, ese documento es falso y se están haciendo las investigaciones contra la agencia de aduanas por haber presentado un documento que se presume falso y ellos tendrán que comprobar que no lo es. En la consulta que ha hecho la DIAN no existe pago alguno ni tampoco un reembolso, luego no existe ninguna base jurídica que haga pensar que Aguas de Bogotá es dueño de esos vehículos, sino que tienen unos contratos de arrendamiento de corto plazo.

Entonces, ¿con base en qué se da levante de la mercancía?

Óscar Sánchez, quien era alcalde encargado, renegoció los contratos de arrendamiento suscritos por Aguas de Bogotá y se generó uno solo a corto plazo. El levante se dio con base en la homologación ante el Ministerio de Transporte, que fue corregido; los documentos del Ministerio de Ambiente frente a los temas de ruido y aire, y el nuevo contrato de arrendamiento renegociado por Sánchez.

¿Y esa factura presuntamente falsa es entre Capital Técnico y Aguas de Bogotá?

Uno no puede hablar de un papel, porque no es base jurídica, porque es un papel de algún fulano que imprimió en un computador. No existe nada que haga pensar que esa transacción es legal. No puedo prejuzgar, pero hay una investigación en curso y puede que haya una falsedad. El levante de esos camiones se dio con base en un contrato de arrendamiento legal, que está radicado ante la DIAN, renegociado por el alcalde encargado.

Pero existe...

Sí, y hay una investigación en contra de la agencia de aduanas, que es la obligada de hacer el trámite de los interesados.

¿Qué quita o qué pone que exista esa factura?

Pregúnteselo a ellos. No es el importador, repito, es la agencia de aduanas. Es a ésta a la que le pagaron para que hiciera el trámite. ¿Qué quita o qué pone? Pues como toda la transacción de la importación estaba viciada, porque el importador no estaba siendo bien asesorado por la agencia y con algunas cosas que no están muy acordes con la ley. Todo se corrigió y se cambió cuando nosotros entramos a asesorarlos y cuando el alcalde hizo la solicitud.

Según fuentes de la Alcaldía, esa facturas daban cuenta de un endose que debieron hacer para cambiar las partidas arancelarias y poder entrar los camiones bajo la normatividad que usted menciona…

Primero, los vehículos no son maquinarias, son vehículos. Dos, los camiones no entraron bajo la figura distinta a la de un contrato de arrendamiento, y no hay propiedad. Tres, si existiera propiedad se tendría que hacer un reembolso, porque una exportación implica un pago que es un giro al exterior, si no hay reembolso quiere decir que se está incurriendo en lavado de activos.

En la declaración de importación de la DIAN, con fecha del 20 de diciembre, en la que aparece Aguas de Bogotá ya como importador, se sabía de las facturas…

Existía la factura, y eso se corrigió.

Dirección web fuente:
http://www.elespectador.com/noticias/bogota/dian-investigara-facturas-articulo-396261