Kia sigue sorprendiendo

La marca coreana presentó el concepto Cross GT del Forte cinco puertas y una edición especial del Óptima en homenaje a Supermán.

En una muestra que mantiene su importancia por historia y tradición, la marca coreana es una de las que más han dado qué hablar con su presentación del concepto Cross GT, del Forte cinco puertas y de una edición especial del Óptima en homenaje a Supermán.

El Salón de Chicago abre sus puertas al público este fin de semana, y al igual que Detroit marca las tendencias de lo que se verá en 2013 en una industria como la estadounidense, que se hace cada vez más exigente. En esta muestra, la más antigua en Estados Unidos (se celebra desde 1901) y que irá hasta el 18 de febrero, uno de los protagonistas, sin duda, es el concepto Cross GT de Kia, un vehículo futurista que lleva el sello del diseñador estrella de la casa coreana, Peter Schreyer, quien con su presencia iluminó aún más el espacio de una marca que ha cobrado gran fuerza en los últimos años y que esta vez se hizo sentir, además, con la presentación del nuevo Forte de cinco puertas y de un Óptima híbrido que hace honor a Supermán, uno de los grandes superhéroes.

Schreyer, quien le ha cambiado la cara a la marca con su nueva generación de vehículos, considera que este crossover, con tracción en las cuatro ruedas, es una muestra más de lo que quiere Kia en un futuro no muy lejano, y que más que palabras para describirlo, sus mismas líneas y concepciones hablan por sí solas, con un exterior lleno de detalles vanguardistas y un interior en el que no sólo saltan a la vista materiales y texturas de gran calidad, sino los mandos táctiles, acordes con las tendencias actuales de los dispositivos electrónicos.

El Cross GT, como ha sido llamado este concepto, impacta de entrada por su estampa, con dimensiones generosas, que están muy cercanas a los cinco metros de largo y supera los dos metros de ancho. Kia propone un sistema híbrido para su propulsión, con un motor V8 de 3,8 litros (400 caballos de potencia y 678 newton metro de torque) y una caja de velocidades automática de ocho marchas, además de un motor eléctrico que sirve de apoyo pero que cuenta con una autonomía propia de 32 kilómetros.

Otro de los modelos que llamaron la atención, no por su interior sino por lo que esconde bajo su capó, fue la versión turbodiésel del Cruze de Chevrolet, un propulsor de dos litros de 148 caballos de potencia. Se trata de una propuesta novedosa, como quiera que es la primera marca norteamericana que da un paso y retoma este tipo de motorizaciones que había dejado a un lado años atrás, algo que podría marcar una nueva tendencia para las marcas locales, como Ford y el Grupo Chrysler.

Por el lado de los japoneses, Toyota, aunque tiene en exhibición el concepto del Corolla, el carro más vendido en el mundo, tiene como protagonista a la pickup Tundra 2014, una generosa camioneta con motorizaciones de 4,0 y 4,6 litros V6 y 5,7 litros V8, con las que pretende ser un actor fuerte en el segmento y aspira a un 30% de la torta. Nissan por su parte, presentó la gama Nismo del Juke, mientras que por el lado de las europeas, Volkswagen se la jugó con una versión más de su Escarabajo, el GSR, que se caracteriza por su color amarillo y rayas negras.

Si bien Detroit sigue siendo el rey en materia de novedades, Chicago, por su tradición, mantiene el atractivo y la atención de los amantes de los automóviles.

Temas relacionados