Carolina Cruz, en carne y hueso

Más allá de las respuestas prefabricadas que suelen tener los personajes públicos, a Carolina Cruz la espontaneidad le es inevitable. Esta presentadora mostró desde el principio en ‘Muy Buenos Días’ de qué estaba hecha: de carne y hueso.

Algunos podrían suponer que la llamada novia de los colombianos necesite tapete rojo o cuidados de diva. Se equivocan, si algo tiene Carolina Cruz a su favor es esa capacidad de adaptarse, la honestidad para admitir que se equivoca o que no sabe, el cable a tierra que evita mirar a los demás por encima del hombro y las pocas ganas de figurar que hacen que sus escotes sean medidos y que prefiera los zapatos planos a los tacones y las plataformas tan en boga en estos tiempos.

En su proyecto de vida, lo de reina, modelo, presentadora o empresaria no estaba planeado. Lo suyo eran los animales y los espacios pero las oportunidades de la vida dejaron su futuro como veterinaria o arquitecta en recuerdos pasados.

No vale ninguna agenda electrónica ni BlackBerry, sus citas las anota en una agenda de papel en la que marca los espacios con lapiceros de colores, dibujos y calcomanías. Admite,que un regalo perfecto es este cuadernillo que le divide los meses en horas y días y que alienta esa psicorrigidez de orden que la ha caracterizado desde pequeña.

Pareciera que para entrar al mundo de la presentación se necesitara una previa corona en la cabeza, ¿qué opina?

El Concurso Nacional de Belleza es uno de los trampolines más importantes en Colombia porque llegan niñas cada vez más preparadas. Los ojos de muchos canales están puestos ahí porque de ese certamen han salido mujeres pilas, profesionales y talentosas. Pero no creo que sea necesaria la corona.

Mucha gente critica el hecho de que las noticias de farándula de los noticieros son muy largas…

Creo que la sección de entretenimiento se volvió como el postre de la comida. Lo más esperado. Creo que ha cogido fuerza porque después de ver tantos problemas y noticias negativas, lo que relaja es el entretenimiento. Para algunos serán noticias vacías y sin importancia. Lo respeto. Pero las presentadoras del espectáculo tenemos la misma importancia que los de deportes o los de noticias.

Las celebridades suelen hacer de su nombre una empresa en sí misma (accesorios, marroquinería, línea de salud y belleza y la alianza con Calzatodo) ¿Qué representa esa empresa?

Es mi futuro y el de mi familia. Yo tuve súper claro al comienzo que tenía que tener un proyecto de vida. Esto lo he logrado con el apoyo de mi familia que es súper clave porque cuando uno se empieza a elevar, vuelven, te halan y te aterrizan. Mi hermano es administrador de negocios, mi mamá empezó a diseñar cosas, yo me las ponía y a la gente le gustaban. Es ahí donde nace todo el mundo de Carolina Cruz Accesorios que fue con lo que empecé.

Vestirse todos los días para la emisión del noticiero no debe ser fácil. ¿Quién escoge la ropa y qué significado tiene la moda en su vida?

Yo no estoy pendiente de las últimas tendencias ni de lo último que no debería llevar puesto. No soy ni compradora compulsiva, ni adicta a las vitrinas. Soy muy relajada. Nunca ando en tacones, prefiero los bajitos o los tenis. Además, me parece que ya me miran lo suficiente por ser Carolina Cruz como para andar con zapatos altos y mirar a la gente como en un segundo piso. Desde hace como siete años, tengo una persona que tiene claro como soy, lo que me gusta y los domingos me deja toda la ropa de la semana en mi casa.

Se ha vuelto una costumbre que las actrices y presentadoras se quiten la ropa. Usted es una de las pocas que se ha rehusado a hacerlo. ¿Por qué y qué opina de las que lo deciden hacer?

Lo respeto porque todo el mundo tiene una posición diferente frente a la vida, frente a lo estético, frente a lo profesional. Se lo he dicho 500 veces a Daniel Samper, con ropa interior o con vestido de baño lo que quieran porque entiendo que es una revista que vende cuerpo y sensualidad y claramente no saldría tapada como una monja. Pero no lo hecho por una simple razón : mi papá. La última vez que mi papá me vio sin ropa yo debía tener tres años. Yo pienso en el respeto que él se merece y me parece terrible que la gente que lo rodea lleguen a decir algún día “vi a tu hija en bola”.

A los personajes públicos se les suele pedir una posición política o social, algo que defiendan. ¿Le gusta generar consciencia sobre qué?

A mí el tema de los animales me hala mucho pero no es un tema fácil porque al apoyarlo unos dirán que son más importantes los niños o los ancianos. Hace un tiempo trabajé con una fundación que apoyaba a las mujeres que se habían salido de la prostitución. Tengo a una de ellas trabajando en mi empresa. Ahora trabajamos con mujeres que son cabezas de familia. Con Mónica Fonseca queremos hacer una campaña con la Cruz Roja a raíz de la ola invernal generando consciencia sobre el medio ambiente y de cómo ayudar, qué donar y cómo hacerlo a la gente que lo necesita.

¿Qué ha significado twitter?

Ha generado en mí muchas cosas, más las positivas que las negativas. No falta la gente ofensiva pero tengo tantos seguidores que se ha formado una linda familia. Se ha vuelto muy importante el poder saludar a la gente, de tener un contacto directo. No me gusta opinar ni de política, religión o sexo.

Hace un año incursionó por primera vez en un trabajo diferente a la presentación de noticias de farándula como conductora de ‘Cita a ciegas’. ¿La tientan otro tipo de proyectos?

Yo tengo claro que no estaré toda la vida presentando farándula. Vendrán nuevos talentos, gente nueva, caras que refresquen y yo no sufro de ese mal de otras personas que se preocupan y dicen que van a dejar de ser famosas porque la gente no las ve todos los días en la pantalla. Todo en la vida tiene un momento y unos ciclos que hay que aprender a vivir y a superar.

¿Hablando de la fama, es una cruz o una bendición?

En mi vida solo he recibido bendiciones. Hay cosas que no son tan chéveres pero tomé la decisión de hacer esto, entonces miro las cosas positivas, tratar de ser muy tolerante. Así tenga cólico, dolor de cabeza, esté de mal genio o triste, yo respiro, cuento hasta 10 y sonrío.

Temas relacionados