Esta aplicación quiere convertirse en el Uber de los servicios funerarios

Un desarrollador ruso quiere automatizar los trámites que implica la muerte. En este país, el sistema tiene demasiadas complejidades, argumenta el creador de la app.

Flickr

Tiene toda la ventaja y el dinamismo técnico de la red de transporte Uber, pero te ayuda a organizar funerales, no viajes. Un jefe de proyectos que trabaja en el gigante de internet ruso Yandex está diseñando una aplicación llamada “Umer” (“Muerto” en ruso) – un servicio construido para ayudar a las personas a superar las dificultades logísticas de enterrar a un ser querido.

Umer calcula el costo del funeral y agrega toda la documentación requerida para registrar una muerte y hacer arreglos funerarios. De acuerdo con Dmitriy Geranin, el hombre detrás de la aplicación, ofrecerá una gama de opciones, incluyendo tanto los entierros convencionales como la cremación.

“Parece que hemos automatizado todo, excepto la muerte. Quiero arreglar esto”, Geranin escribió en Facebook.

Umer no está todavía en marcha, pero Geranin espera lanzar su aplicación en los próximos tres meses, luego de concluir las negociaciones con diferentes casas funerarias.

El nombre del servicio es un juego de palabras de “Uber”, el cambio de una sola letra para transformarla en la palabra rusa “Muerto”

Umer, todavía en desarrollo, ha generado interés significativo en la red, aunque Sergei Mokhov, el jefe de redacción de la revista científica “Arqueología de la muerte rusa”, está seguro de que el proyecto está destinado al fracaso.

El precio de cada funeral es siempre único”, dice. “¿Cuanto cuesta un funeral?” es tan incorrecto como preguntar “¿Cuanto cuesta un vehículo?”, agregó. Mokhov también argumentó que el mercado fúnebre en Rusia no está regulado en gran parte, por lo que es difícil predecir varias tarifas adicionales.

“Tienes que pagar para que el cuerpo sea enviado a tiempo y de forma adecuada”, dijo Mokhov. “Pero una morgue se lleva 30.000 rublos [US$500], mientras que otra se lleva 10.000 [US$165]. Y el precio siempre fluctúa”.

Si bien es demasiado pronto para saber cómo le irá a Umer en el mercado de aplicaciones, Mokhov tiene razón sobre el caos de los entierros en Rusia. En la víspera de Año Nuevo, las autoridades estatales de Chechenia enterraron los restos de más de 100 personas asesinadas hace dos décadas por el ejército ruso. Las víctimas no fueron identificadas y sus restos fueron arrojados en una fosa común.

El gobernante checheno, Ramzan Kadyrov, dirigió una oración en el entierro, que no fue publicitado, y del cual se filtró información a los lugareños por WhatsApp. Pocas horas después, sin embargo, Kadyrov sonreía en las pantallas de televisión, dando la bienvenida a la república al Año Nuevo.

*La versión original de este texto fue publicada por Global Voices. La traducción es de Carla Valladares. Licencia Creative Commons.

Temas relacionados