Distrito reportó que es el mayor descenso desde 1979

Cada día asesinan a tres personas en Bogotá

De acuerdo con cifras de la administración distrital, hubo una reducción de 150 casos con relación al año anterior. La tasa de asesinatos se sitúa en 14 por cada 100.000 habitantes.

Entre las 5:00 y las 11:00 p.m. se registra la mayor cantidad de homicidios en Bogotá. Archivo El Espectador

En Bogotá se registran en promedio tres asesinatos al día. Así lo reveló el balance de homicidios de 2017 presentado ayer por la administración distrital, que destacó una reducción del 12 % en comparación con 2016. Mientras ese año hubo 1.265 asesinatos, al cierre de 2017 hubo 1.120 muertes violentas.(LEA: Hurto, el delito que más afecta a los bogotanos)

Eso quiere decir que la tasa de muertes violentas se sitúa en 14 por cada 100.000 habitantes, una cifra que ha disminuido paulatinamente durante los últimos años. De hecho, se ubica 10 puntos porcentuales por debajo de la media nacional, que es de 24 por cada 100.000 habitantes. “Esta es la cifra de homicidios más baja que se presenta en la ciudad desde 1979, un récord en los últimos 38 años”, indicó el secretario de Seguridad, Daniel Mejía.

El experto en seguridad Hugo Acero celebra la reducción en el índice de homicidios en la ciudad, pero precisa que no se debe bajar la guardia. “Los asesinatos que se producen en Bogotá están más relacionados con temas de convivencia ciudadana que con el crimen organizado. Eso significa, por un lado, que se deben formar ciudadanos en resolución de conflictos y, por el otro, se debe seguir trabajando en equipo con la Fiscalía y la Policía, para desarticular las bandas que inciden en este delito”. De ahí que el Distrito le haya hecho un llamado a la ciudadanía para tener un mejor comportamiento a la hora de consumir licor, lo cual puede derivar en riñas y lesiones personales. LEA: A la cárcel cuatro personas por robo e intento de homicidio en Bogotá

 

Otro de los desafíos de las autoridades tiene que ver con el uso de las armas de fuego para cometer este delito. De acuerdo con datos de la Policía, entre enero y noviembre del año pasado fueron asesinadas 565 personas con este tipo de armas, lo cual representa más del 50 % del total de asesinatos cometidos en ese período. Al respecto, Acero considera que no basta la restricción de armas promovida desde el Gobierno Nacional, sino que las autoridades deben controlar el porte tanto de las legales como de las ilegales. “Esta tarea se debe realizar en los lugares en donde se registra la mayor cantidad de homicidios”, añade. (LEA: Robo de celulares: un delito que puede costar la vida)

Los resultados, asimismo, ponen en evidencia que hay patrones que predominan. Entre ellos se destaca que entre las 5:00 y las 11:00 p.m. (ver infografía) se registra el mayor número de asesinatos, que los fines de semana son los días más violentos y que el grueso de las víctimas apenas culminó la primaria o el bachillerato.

Si bien la administración distrital hace énfasis en la reducción de delitos, la última encuesta de Bogotá Cómo Vamos indica que el 54 % de los ciudadanos se siente inseguro, sobre todo en las zonas suroccidentales y surorientales.

La Fundación Ideas para la Paz ha explicado que el descenso de las cifras por muertes violentas puede obedecer al trabajo de las autoridades a través del plan de vigilancia por cuadrantes, a la merma en las disputas entre facciones criminales, a la inversión social por cuenta del Estado, e incluso a la salida de circulación de las Farc como actor del conflicto armado en el país.

A pesar de la reducción, aún hay camino por recorrer, entre otras razones porque la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que un índice de 10 o más homicidios por cada 100.000 habitantes “es una característica de la violencia endémica”. Eso quiere decir que el delito y los niveles de violencia alcanzan proporciones propias de una epidemia.