14 Feb 2009 - 11:00 a. m.

Boyle, un humilde millonario

El jueves 19, W Radio y El Espectador invitan al estreno de ‘Slumdog millionaire - Quiere ser millonario’.

Sara Araújo Castro

De la misma manera milagrosa que Jamal —el protagonista de Slumdog millionaire - Quiere ser millonario— se presenta sin grandes posibilidades al concurso que paga los mejores premios en India, pero llega hasta la última pregunta, que le dará el premio mayor, Danny Boyle, el destacado director inglés, convirtió su filme independiente y de bajo presupuesto en un éxito de premios y taquillas.

Rodada en Bollywood, con actores completamente desconocidos en Occidente y un presupuesto modesto —15 millones de dólares, comparados con los 200 millones que han costado producciones como Titanic—, la película se pensó en un principio para ser distribuida en DVD, pues conseguir una distribuidora para grandes pantallas era casi un imposible, y más aún que se convirtiera en la película más premiada del año.

Aunque pareciera un sueño hecho realidad, no se trata de suerte de principiantes, ni de casualidades. Detrás de esta película, que ha recibido siete premios BAFTA (los Oscar británicos) y 10 nominaciones al Oscar, entre otros premios, hay dos mentes brillantes del cine: Danny Boyle, con más éxitos que fracasos (Tumbas a ras de tierra y Trainspotting, para nombrar algunas) y Simon Beaufoy, guionista de The full Monty, lograron hacer de esta historia inspirada en la novela Q&A (Questions and answers), escrita por el turco Vikas Swarup, una conmovedora historia llena de esperanza, con buen ritmo y un gran trabajo de edición.

La historia gira alrededor de un muchacho proveniente de una humilde comuna de Mumbay, que se inscribe en el concurso Quiere ser millonario, y a pesar de las pocas expectativas que genera su participación, llega a la última pregunta. Esto levanta sospechas en la policía, que lo interroga. En este marco, Jamal cuenta su vida, que es la vida de las comunidades musulmanas que viven en la extrema pobreza en India.

A pesar de que Boyle ha repetido en distintas ocasiones que su película es un homenaje a la gente de la India y a su forma de ver el mundo, el estreno de Slumdog millionaire ha suscitado en este país acalorados debates. Desde una sentida ofensa implícita en el título, que traduce “Perro de comuna millonario”, hasta la censura a Bollywood por hablar de la pobreza en India, pasando por avisos pagados en la prensa invitando al público a que no vaya a verla.

No obstante, Boyle insiste en que su trabajo refleja la profunda admiración que le generan los habitantes de las comunas y justifica las críticas argumentando que en Mumbay todo genera debate, pues es la ‘ciudad máxima’, en donde nada es a medias tintas.

La crítica mundial ha hablado, el público ha respondido en taquilla y los premios no se han hecho esperar, así que sólo queda dejarse conquistar por Boyle y por Jamal Malik (interpretado por el británico Dev Patel), ambos humildes y comunes millonarios.

Comparte: