11 Sep 2012 - 6:50 p. m.

Nuevo avance en la lucha contra el dengue

La farmacéutica Sanofi Pasteur demostró la efectividad de la dosis en la protección de la fiebre hemorrágica causada por el virus.

Redacción Vivir

Después de 20 años de pruebas e investigaciones, la farmacéutica francesa Sanofi Pasteur reveló cómo fue posible comprobar la efectividad de la vacuna que está desarrollando contra el dengue, en la protección de la fiebre hemorrágica que caracteriza a tres de los cuatro tipos del virus. Los detalles se conocieron este martes con la publicación de un artículo en la prestigiosa revista científica británica The Lancet.

La investigación se llevó en la provincia de Ratchaburi (distrito Muang, Tailandia), una de las áreas con mayor tasa de casos de dengue de la región. El estudio se aplicó en 4.002 niños entre 4 y 11 años, a dos de cada uno se les aplicó tres dosis de la “vacuna candidata”, en un intervalo de 6 meses (0, 6 y 12 meses). Al resto de los menores se les aplicó placebo.

Los resultados mostraron cómo la “vacuna candidata” ayudó en gran medida a proteger a los menores contra la fiebre hemorrágica por dengue causada por tres tipos del virus: la eficacia comprobada de la vacuna es de 61,2% contra el virus del dengue 1, 81,9% contra el tipo 3 y 90% contra el tipo 4. El dengue tipo 2, que a su vez es el más común en Latinoamérica (incluida Colombia), eludió la vacuna.

Aunque hace 40 años el dengue era una problemática que afectaba mayoritariamente a los países del sudeste asiático, hoy la incidencia del virus en el mundo se ha multiplicado por 30, siendo Colombia, por su ubicación geográfica y clima tropical, una de las regiones más afectadas. Mientras en el mundo se registran anualmente 50 millones de casos de dengue, en Colombia se cuentan unos 20 mil.

El Espectador dialogó con el médico Fernando Noriega, cirujano de la Universidad Autónoma de Guadalajara y vicepresidente asociado y jefe de desarrollo clínico en América Latina de Sanofi Pasteur, quien entregó más detalles del estudio:

El estudio pertenece a la fase II de la investigación con la que se pretende encontrar la vacuna para el dengue ¿qué significa eso?

En total estas investigaciones deben someterse a tres etapas de desarrollo. Este es el primer estudio de eficacia de los tres que se llevan a cabo en la fase II, y que nos permitirá aclarar conceptos frente a la fase III que iniciamos en 2010 y que terminará en 2014. Mientras el estudio en Tailandia fue en una población pequeña, el que se está adelantando para la fase III comprende 10 países, entre ellos 5 de Latinoamérica (Puerto Rico, México, Colombia, Honduras y Brasil) y 30 mil personas.

¿Qué conceptos aclararon?

Los resultados de Tailandia nos demostraron que el dengue no es una sola enfermedad, son cuatro, producidas por cuatro virus que tienen efectos muy similares. Sabiendo esto, corremos el riesgo de que esos virus muten, quizá tendremos que ajustar las vacunas según las zonas de incidencia, quizá la misma no sirva para Tailandia y para Latinoamérica.

¿Considera que este sí es el avance más importante de los últimos años en la búsqueda de una vacuna para el dengue?

Por primera vez después de 70 años de que los científicos internacionales ha trabajado en la ésta vacuna, es la primera vez en el mundo que se demuestra que este tratamiento es seguro. Más de 28 mil sujetos que han recibido la vacuna y se ha demostrado su protección. Estamos muy cerca de tener un instrumento de salud pública que nos va a permitir controlar esta enfermedad.

¿Qué acciones ha adelantado la farmacéutica Sanofi Pasteur para satisfacer una que hoy registra 50 millones de casos al año en el mundo?

La inversión diaria en este tipo de proyectos de investigación supera el US$1,5 millones, además Sanofi está desarrollando una planta de producción de vacunas en la que se han invertido US$385 millones.

Algunos prevén que la vacuna para el dengue podría estar lista en 2015…

Si todo sale como lo esperamos los estudios terminaran en 2014 y si logramos una protección adecuada tendríamos que mirar si se necesita ajustar las vacunas… no me atrevería a adelantarme.

Comparte: