Alexander Wang, nuevo director artístico de Balenciaga

El diseñador californiano de 28 años, de origen taiwanés, es actualmente uno de los creadores más en boga de la moda neoyorquina.

El diseñador Alexander Wang posa con las modelos Anna Tsuchiya, Karina y Yuri Ebihara.
El diseñador Alexander Wang posa con las modelos Anna Tsuchiya, Karina y Yuri Ebihara.AFP

El diseñador estadounidense Alexander Wang es el nuevo director artístico de Balenciaga en sustitución de Nicolas Ghesquière, informó este lunes la casa de alta costura en un comunicado.

El viernes, el entorno de la moda parisina confirmó una información de la edición internet de la revista estadounidense Women's Wear Daily (WWD), que aseguraba que Wang sería designado oficialmente esta semana nuevo estilista de Balenciaga.

El diseñador californiano de 28 años, de origen taiwanés, es actualmente uno de los creadores más en boga de la moda neoyorquina.

Alexander Wang será el responsable de "la creación de colecciones prêt-à-porter y accesorios, mujer y hombre de la marca, así como de la imagen de la casa Balenciaga", según el comunicado.

Al mismo tiempo, "seguirá con sus actividades en su propia casa, que sigue siendo independiente", precisó la misma fuente.

Wang, citado en el comunicado, dice que se siente "muy honrado" de asumir estas nuevas funciones.

El presidente del grupo propietario de Balenciaga PPR, François-Henri Pinault, considera que va "a contribuir con su creatividad y sus propia investigación a perpetuar un estilo diferente, moderno y muy innovador impuesto por Cristóbal Balenciaga".

La presidenta de Balenciaga, Isabelle Guichot, resaltó su "reconocido talento, modernidad y su visión única y cosmopolita de la creación".

Nicolas Ghesquière, de 41 años, y la casa Balenciaga sorprendieron al mundo de la moda al anunciar a principios de noviembre el fin de 15 años de una fructífera colaboración.

El diseñador empezó a trabajar en 1997 en la casa de alta costura tras el cierre por su fundador Cristóbal Balenciaga en 1968 y ha sido el artífice de su resurgimiento.

El nombre de Wang fue citado rápidamente entre los creadores con posibilidades de reemplazarlo debido a su estilo caracterizado por cortes vanguardistas muy precisos y superposiciones con un toque de masculinidad.

Tras la salida de Ghesquière, Guichot aseguró que se mantendrá la estrategia para convertir la "marca en un actor mayor del mundo de la moda y del lujo".

Algunos observadores vieron en la separación una voluntad de Balenciaga de buscar creaciones más comerciales, lo que la casa ha desmentido.

"En la casa Balenciaga existe una dimensión de la costura, el espíritu de una elegancia muy parisina, y Alexander Wang juega con un estilo relajado moderno", dijo el viernes Serge Carreira, maestro de conferencias de la facultad de Ciencias Políticas.

Si lograra este equilibrio, Wang "podrá sacar Balenciaga de una especie de virtuosismo técnico para hacerlo muy actual y compatible con un mercado más amplio", agregó.

Alexander Wang ya cuenta con el apoyo en París de otro titán de la moda, el alemán Karl Lagerfeld. Interrogado sobre el joven creador estadounidnense al que el modisto había fotografiado para la exposición "La pequeña chaqueta negra", Lagerfeld respondió a principios de noviembre: "llevo un 'Wang'", mostrando el abrigo que llevaba puesto.