Bush dice que influencia de Irán en Irak ha disminuido

<p>El presidente de EEUU, George W. Bush, dijo este jueves que la influencia de Irán en Irak ha disminuido y seguirá haciéndolo, al tiempo que no descartó una opción militar para presionar a Teherán a abandonar su programa de enriquecimiento de uranio.</p>

"Obviamente hay alguna influencia (de Irán) en Irak, pero es menor que antes y seguirá disminuyendo, a mi juicio, a medida que se desarrolla su economía y su sociedad política", señaló Bush en vísperas de su llegada a París.

Según Bush, Irak se está convirtiendo en una democracia que funciona, y los iraquíes "comprenden que la influencia de Irán es desestabilizadora".

EEUU y Europa deben enviar un mensaje a los líderes iraníes de que "están aislados y seguirán recibiendo presiones a menos de que suspendan de forma verificable su programa de enriquecimiento", añadió Bush, quien reiteró que no descarta una opción militar contra Teherán si fracasan las negociaciones en curso con ese país.

"Sí, aún existe (la opción militar). Y debe estar sobre la mesa, absolutamente", afirmó Bush.

Además subrayó sin embargo que EEUU quiere intentar solucionar este problema por la vía diplomática.

París, donde Bush llegará este viernes, es la cuarta etapa de una gira europea en la que el Presidente norteamericano trata de conseguir que sus aliados europeos endurezcan su postura hacia Irán y en la que se despedirá de ellos tras pasar ocho años en la Casa Blanca.

Las potencias occidentales siguen una política del palo y de la zanahoria con Teherán y el máximo representante diplomático de la Unión Europea, Javier Solana, viajará este fin de semana a Irán para presentar una nueva oferta del "grupo de los seis" (EEUU, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania) a ese país, a cambio de que cese de enriquecer uranio.

Teherán reivindica su derecho a tener energía nuclear y niega que su programa de enriquecimiento de uranio tenga como fin fabricar armamento atómico como sospechan EEUU y los europeos.