Tras el terremoto en Italia, 30% de los edificios quedaron inhabitables

Sólo a la mitad de las construcciones afectadas se puede regresar a vivir normalmente.

El 30 por ciento de los mil edificios de la región italiana de Los Abruzos, afectada por el terremoto del pasado 6 de abril, han sido declarados inhabitables tras ser inspeccionados por los técnicos del Cuerpo de Bomberos y de Protección Civil.

Este dato, del que informan hoy los medios de comunicación, es el primero que se conoce de las operaciones de verificación de los edificios afectados por el terremoto de 5,8 grados en la escala de Richter que, hasta el momento, ha dejado 294 muertos y unos 55.000 evacuados.

Por el momento, se han efectuado unas mil inspecciones, de las que el 50 por ciento han dado resultado positivo, es decir, los edificios siguen siendo habitables.

El 30 por ciento son inhabitables, mientras que el 20 por ciento restante pertenece a construcciones que pueden recuperarse con pequeñas intervenciones.

Estas mil operaciones de comprobación se han llevado a cabo en zonas periféricas de la ciudad de L'Aquila, capital de Los Abruzos y una de las más afectadas por el seísmo, y de otros núcleos poblacionales próximos.

Queda aún por examinar los centros históricos de L'Aquila y del resto de las localidades de Los Abruzos, por lo que el porcentaje de edificios inhabitables puede incrementarse en los próximos días.

La prioridad en la inspección de los edificios de Los Abruzos se ha centrado, en un primer momento, en las viviendas y las escuelas, ya que se quiere que los habitantes de la región, de los que 33.000 duermen ahora en tiendas de campaña, vuelvan a su vida normal lo antes posible.

La Fiscalía de L'Aquila investiga ahora posibles responsables del derrumbe de tantos edificios, entre los que podría haber algunos construidos con arena de mar, según informan los medios de comunicación locales estos días.

El fuerte viento y la lluvia que azotan Los Abruzos ha hecho que Protección Civil haya acelerado el envío de estufas y mantas a los 106 campamentos instalados.

Hace justo una semana, en concreto a las 01.32 GMT del pasado lunes, un seísmo de 5,8 grados en la escala de Richter, al que le han seguido numerosas réplicas de considerable magnitud, sacudió el centro de Italia y acabó con la vida de 294 personas en cuestión de veinte segundos.

Temas relacionados