Obama dice estar listo para diálogo directo con Cuba

El mandatario de EE.UU. también estrechó la mano de su homólogo Hugo Chávez, de quien escuchó su intención de ser amigos.

El presidente estadounidense Barack Obama dijo este viernes que Estados Unidos busca “un nuevo comienzo” con Cuba, al tiempo que dijo estar dispuesto a tener contacto con el gobierno de la isla. De igual forma, estrechó su mano a la del mandatario venezolano, Hugo Chávez, con quien tuvo un diálogo cordial.

En el primer día de la V Cumbre de las Américas, Obama dijo, sin embargo, que su gobierno no sostendrá conversaciones con el simple objetivo de dialogar. El mandatario destacó que en la relación de ambos países ha habido varias “décadas de desconfianza” y señaló que está interesado en conversar con los líderes cubanos sobre derechos humanos, reforma democrática y temas económicos.

Estados Unidos anunció recientemente la eliminación de restricciones a los viajes y a ciertas inversiones en Cuba, situación frente a la cual el gobierno del presidente Raúl Castro ha dado indicios de estar dispuesto a conversar con la nueva administración estadounidense.

Llegada a la cumbre 

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, llegó este viernes a Puerto España, capital de Trinidad y Tobago, para participar en la V Cumbre de las Américas.

Obama arribó en el Air Force One procedente de México, después de que otros mandatarios llegaron a la isla caribeña para la reunión de líderes. Los presidentes de Brasil, Argentina, Colombia, El Salvador, Guatemala, Canadá y Paraguay, entre otros, ya se encuentran en Puerto España, donde este viernes se abrirá la cumbre.

El jefe de Estado de EE.UU. se trasladó hacia el hotel donde estará alojado hasta el próximo domingo en Puerto España, para después participar en la inauguración de mandatarios. Se trata de la primera cita de Obama con todos los líderes de América Latina y el Caribe desde que tomó posesión de cargo, el pasado enero.

Obama llegó con la mente puesta en Cuba, ya que varios presidentes han adelantado que las acciones que el estadounidense tomó sobre viajes y remesas a la isla no son suficientes y que debe pensar en levantar el embargo comercial vigente desde mediados del siglo pasado.

Cuba no estará presente en la cumbre, pero le dio una respuesta inusitada a sus decisiones. Raúl Castro, que hace un año recibió el poder de su convaleciente hermano Fidel, ofreció conversar con el gobierno de Obama sobre todos los principales temas conflictivos.

En declaraciones durante una reunión organizada por el presidente Hugo Chávez en Venezuela, Castro declaró: “Hemos mandado a decir al gobierno norteamericano en privado y en público que estamos dispuestos a discutir todo: derechos humanos, libertad de prensa, presos políticos”.