Advierten carencia de planes del Gobierno para enfrentar crisis económica

Un informe presentado por el Banco Central dice que se vienen unas serias limitaciones tributarias.

La autoridad fiscal no ha formulado realmente un programa contra?cíclico como una respuesta explícita para compensar la caída de la actividad económica que se registrará en el corto y mediano plazo, dice el informe del banco Emisor.

Advierte el estudio "Caracterización de la Política Fiscal en Colombia y Análisis de su Postura Frente a la Crisis Internacional", publicado por el Banco Central, que "el gobierno nacional aún enfrenta un importante déficit y un costoso endeudamiento que lo limita para expandir el gasto o recortar los impuestos".

Es evidente el estrecho espacio fiscal con el que cuenta el Gobierno, contrario a lo que sucede en otras economías como la chilena y peruana; y la de la mayor parte de los países industrializados, precisa el informe.

Explica el informe aparecido en la página Web del Banco Central que "la postura fiscal que ha venido asumiendo el gobierno en la actual coyuntura se puede tipificar de neutra (a?cíclica), lo cual significa que simplemente esperan a que se recupere la actividad económica y que operen los estabilizadores automáticos, para retornar a la situación fiscal lograda en el período de pre?crisis".

El estudio realizado por Ignacio Lozano, de la Unidad de investigaciones Económicas del Banco de la República, considera que entre 2009 a 2011, las finanzas del Gobierno "sufrirán un apreciable deterioro, como consecuencia de la desaceleración económica".

Considerando dos escenario económicos, el primero con un PIB (producto interno bruto) creciendo cero, "y se recupera de manera relativamente rápida", y el segundo considera una contracción de 1% y un sendero de recuperación más lento.

Explica el estudio que con estas proyecciones, "los ingresos del gobierno se podrían contraer, en términos reales, entre ?3% y ?4,5% en 2010, el balance primario será negativo hasta 2011 (oscilará entre ?0,8% y ?1,5% del PIB) y la deuda alcanzaría niveles cercanos a los registrados a comienzos de la década".

Admite el informe que con estas estimaciones de crecimiento, son altos los "retos que tiene que enfrentar la autoridad fiscal en los próximos años, dado que es poco probable que antes de 2012?2013 se retorne a las tasas de crecimiento económico registradas en la pre?crisis".

No descarta el informe que el Gobierno tenga que echar mano de nuevas reformas sobre todo en el campo tributario.

"Las rigideces presupuestales junto a los nuevos compromisos de gasto que ha venido asumiendo la nación en los programas de infraestructura, seguridad y los programas de la red de protección social, hacen poco viable el recorte del gasto en el corto y mediano plazo", revela el informe.

Limitaciones tributarias

Precisa el informe que en materia tributaria ya se abrió el debate sobre la conveniencia de fijar el impuesto al patrimonio como un gravamen permanente, para asegurar la financiación de los gastos en seguridad.

Dice que "el gobierno se encontrará con serias limitaciones en la medida (en) que los beneficios tributarios introducidos en las últimas reformas le dan poco margen de maniobra para elevar la carga de la tributación directa: nuevas zonas francas, deducción por inversión en activos fijos, exenciones por inversiones sectoriales -hoteles, cultivos de tardío rendimiento, etc- y, especialmente, los contratos de estabilidad jurídica".

Advierte el autor del informe que algunos estimativos señalan que al ser utilizadas todos los beneficios en el impuesto de renta, "muchos de los grandes contribuyentes, terminan reduciendo la tarifa de 33% a 9%, con lo cual se crea no sólo un problema de eficiencia de recaudo, sino de inequidad en el tratamiento a los contribuyentes".

Temas relacionados