Café Tacvba celebró sus 20 en Bogotá

Tres horas duró el concierto de la gira '20 años, 20 ciudades'.

Café Tacvba tenía el pasado viernes una cita con miles de fanáticos para celebrar en Bogotá la fiesta número 15 de la gira '20 años, 20 ciudades', con la cual celebran dos décadas de carrera y no el final del grupo, según lo han aclarado ellos mismos.

A las 7:30 de la noche, en el Palacio de los Deportes, las luces se apagaron y comenzaron los sonidos acústicos de la melodía La 9. Emmanuel, José Alfredo, Enrique y Rubén salieron al escenario vestidos totalmente de negro y sin decir palabra alguna se sumergieron en su música, que al principio fue suave y acústica, pero que cambió radicalmente con El Borrego y No Controles, temas que interpretaron de forma muy rockera.

Con Alármala de Tos volvieron a cambiar de ritmo, esta vez para experimentar lo electrónico. Una vez finalizaron Labios Jaguar, Rubén, el cantante, se dirigió al público diciendo "qué chingón que estemos reunidos aquí, esta es la fiesta número 15. Muchas gracias, celebremos todos. No sabemos si vamos a llegar hasta el final porque ha estado bien intenso...".

"Vamos a apagar las luces para que puedan hacer lo que se les hinche un huevo, perdón por lo de hinche. Parecen de poca madre, que se disuelva el ego y la música", dando paso a la canción Rarotonga.

Luego de confesar que nunca se imaginaron que su música fuera a tener tanta historia siguieron con un bloque musical compuesto por ¿Qué pasará?, Puntos Cardinales, Bicicleta, El Baile y el Salón, Metamorfosis y Tengo Todo, temas que estuvieron acompañados por un juego de luces en su mayoría blancas, con algunos rayos rojos y amarillos.

"Ha sido un buen camino en donde hemos encontrado buenos amigos. En Colombia están los Aterciopelados, los Estados Alterados, Superlitio y Totó la Momposina. Nos gusta tocar canciones de nuestros amigos, así que ahora vamos a hacer un tributo a nuestros amigos de Chile Los Tres". Entonces, la banda mexicana entonó Amor Violento y Déjate Caer. En esta última todos los integrantes dejaron a un lado sus instrumentos y micrófonos para realizar una coreografía digna de una orquesta de salsa.

Rubén, quien ya había recogido su espesa melena en una trenza, dijo a sus fans "debemos tener un buen pensamiento para los que se acercan a las estrellas, los que van primero que nosotros". Y sin unir un pensamiento con otro confesó "no nos gusta la política, la izquierda, derecho o centro es igual, no necesitamos que nos gobiernen, qué es eso de gobernar? Debemos reunir muchas flores y enviar un ramo para todos, los que van delante de nosotros y hasta para nosotros mismos".

Por su puesto, la canción que siguió en el repertorio fue Las Flores, la cual fue cantada por cada uno de los asistentes del concierto.

Desde mediados de la década de los 90, Café Tacvba cuenta con la colaboración de Alejandro Flores, un músico folklórico que toca el violín en los conciertos de los mexicanos, razón por la cual es considerado por muchos como el quinto integrante de la banda. Flores fue el invitado para ambientar Ojalá que Llueva Café, famoso tema del dominicano Juan Luis Guerra.

La fiesta de Tacvba siguió con El Aparato, Esa Noche y María, que se escuchó perfecta al ritmo del bolero.

"La música de Café Tacvba es como un buen gallo. Cómo me gustaría decirles que los extraño, pero eso es como de telenovela, como de ‘Sin tetas no hay paraíso', te extraño lo dice es la música pop", fueron las palabras que sirvieron de antesala para que los mexicanos interpretaran Cómo te Extraño y El Puñal y el Corazón.

Eran más o menos las 9:30 de la noche cuando Emmanuel, José Alfredo, Enrique y Rubén salieron del escenario luego de haber agradecido la buena energía del concierto.

Con las luces apagadas, los fans gritaban "oe, oe, oe, Café, Café..." y "se lució, Café Tacvba se lució".

Entonces, en menos de 10 minutos los ‘tacvbanos' salieron llenos de energía para cantar Encantamiento Inútil, El Espacio, Volver a Comenzar, Agua -que sirvió para que el equipo de producción regalara botellas de agua al público-, Quiero Ver y Eres. Esta, sin duda, fue una de las mejores interpretaciones de la noche.

¿Quién más? Preguntó Rubén. -Siiiiiiiiiii, respondió la gente. "Pero pagaron la entrada, no el hospedaje, o es que acaso trajeron sus campañas y sus drogas?". "Unas hojitas de coca en su honor", dijo Rubén mientras se las llevaba a la boca. "Llegó el momento de las complacencias, ¿Qué quieren escuchar?".

Los gritos de los fans que venían de un lado e iban del otro, hicieron que el grupo tocara La Locomotora, Cero y Uno, El Fin de la Infancia, Chilanga Banda, Ingrata, La Chica Banda, El Ciclón y Pinche Juan.

Y así, con la fusión entre La Chica Banda, El Ciclón y Pinche Juan, Café Tacvba terminó en Bogotá un recorrido por sus mejores canciones que duró 3 horas exactas. El show '20 años, 20 ciudades' fue una fiesta que contó con ritmos electrónicos y rockeros, pasando por el bolero y la salsa.