Benedicto XVI priva de sacerdocio a inspirador de falsas apariciones marianas

El Vaticano también sospecha que el cura ha cometido actos sexuales.

El papa Benedicto XVI privó del sacerdocio al padre Tomislav Vlasic por haber promovido falsas apariciones marianas en Medjugorje, en el sur de Bosnia-Herzegovina, y por la sospecha de inmoralidad sexual.

El diario “Dnevni list”, de la meridional ciudad de Mostar, informó de que se prohíbe a Vlasic cualquier tipo de actividad apostólica y declaraciones sobre temas religiosos, ante todo del “fenómeno de Medjugorje”.
 
También se le prohíbe profesar doctrina de la fe y ofrecer consejos espirituales, según la fuente, que cita una carta de los dignatarios franciscanos dirigida a los provinciales en Bosnia-Herzegovina, Croacia e Italia.

Vlasic supuestamente es responsable de inmoralidad sexual por haber dejado embarazada a una monja y está bajo sospecha de herejía, cisma, doctrinas sospechosas, manipular conciencias, misticismo y desobediencia a las órdenes legítimas.

Tras haberse negado a cooperar con la investigación, estuvo confinado por un tiempo a un monasterio en L'Aquila (Italia), donde le fue prohibida toda comunicación, incluso con sus abogados, sin el previo consentimiento de sus superiores.

Desde que en 1981 en las cercanías de Medjugorje supuestamente se apareció la Virgen, esa aldea croatobosnia se ha convertido en un próspero lugar turístico visitado por millones de peregrinos, aunque el Vaticano nunca ha reconocido el “milagro”.
 
Seis niños pastores, hoy adultos, afirmaron entonces que se les había aparecido la Virgen con el niño Jesús en brazos, según la versión de los franciscanos de esa zona, y desde entonces transmite mensajes periódicamente. Los “videntes” aseguran que ha aparecido 40.000 veces en 28 años.

Temas relacionados