Bogotá

6 Oct 2009 - 2:06 p. m.

Víctima de escopolamina se despertó mientras robaban su casa

Un trasteo en la madrugada realizado por tres mujeres alertó a las autoridades, quienes frustraron el saqueo.

El Espectador

La policía capturó a una banda conformada por tres mujeres que se valían de sus encantos y utilizaban modestas estrategias para ganar la confianza de sus víctimas y luego hurtarles sus viviendas.

El hecho ocurrió en la diagonal 5ªSur con carrera 73ª, barrio América Occidental, las delincuentes previamente identificaban a un hombre que fuera propietario de una vivienda. Luego se cercioraron que en la casa hubiera mercancía y elementos ostentosos para realizar el robo.

Posteriormente, analizaron la manera de ganar la confianza de la víctima para ejecutar  su estrategia. 

En éste caso aprovecharon que el individuo comercializaba prendas de vestir e infiltraron a una de sus secuaces, para que trabajara en el establecimiento, cuando la joven ganó la confianza del sujeto, lo invitó a tomarse unas copas con unas amigas, manifestándole si podría utilizar su residencia para la reunión.

Efectivamente, la victima cedió a la petición, ya que era manipulado con sus encantos;  en el momento que se encontraban departiendo, las jóvenes en un descuido del hombre mezclan en su bebida “Escopolamina”.

Cuando la sustancia hizo efecto, amordazaron a la víctima y la encerraron en un baño;  luego se comunicaron con un hombre, quien es el encargado de arribar al lugar con un camión para cargar los objetos.

En el instante que trasladaban los objetos hacia el camión, las unidades que patrullaban el sector sospecharon de la situación por hora tardía en que realizaban el trasteo.

Los uniformados permanecieron en el sitio tras notar el nerviosismo de las jóvenes quienes se contradecían en sus versiones del lugar al que llevarían la mercancía, en este lapso de tiempo escucharon el llamado de auxilio del afectado, quien se liberó al despertar del efecto de la sustancia y manifestó que estaba siendo víctima de un hurto.

Los uniformados retuvieron a los delincuentes, quienes de inmediato  fueron puestos a disposición de las autoridades competentes por el delito de hurto agravado y calificado.

Los elementos recuperados están avaluados en 110 millones de pesos entre los que se encuentran 8 millones en efectivo que llevaban en una caja fuerte.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X