Lindsay Lohan, a rehabilitación otra vez

La actriz evita la cárcel y llega a un acuerdo con la fiscalía.

Lindsay Lohan en la corte el lunes 18 de marzo de 2013.
Lindsay Lohan en la corte el lunes 18 de marzo de 2013.AFP

La problemática actriz estadounidense Lindsay Lohan deberá internarse 90 días en un centro de rehabilitación, hacer trabajo comunitario y recibir psicoterapia, según un acuerdo con la fiscalía alcanzado este lunes por haber mentido a la policía sobre un accidente de tránsito en 2012.

El juez James Dabney señaló que Lohan "aceptó la oferta de la fiscalía" y deberá internarse 90 días en un centro de rehabilitación cerrado -del que no podrá salir-, luego hacer 30 días de trabajo comunitario y completar 18 meses de psicoterapia.

La actriz de "Mean Girls" fue condenada además a dos años de libertad condicional y cinco días de prisión, pero los abogados señalaron que básicamente Lohan sería sólo ingresada y vuelta a liberar de inmediato.

Bajo este acuerdo, Lindsay Lohan evitó ir a la cárcel por haber violado la libertad condicional previa, de la que gozaba tras el robo de un collar, al mentir a la policía en un accidente de tránsito en junio en Santa Mónica, cuando dijo que ella no conducía el Porsche que chocó por atrás a un camión.

La actriz se había declarado antes inocente de los cargos de obstrucción a la autoridad, falso testimonio y conducción imprudente, declaración que cambió a "no me opongo" este lunes.

El juez le dijo: "Una recomendación: no maneje. Usted vive en Nueva York, ahí no necesita manejar. Aunque ésta no es una condición para la libertad condicional".

Lohan llegó vestida de blanco y sin maquillaje al Tribunal de Santa Mónica con casi una hora de retraso (exactamente 48 minutos), tras perder su vuelo el domingo de noche desde Nueva York a Los Ángeles y viajar en un jet privado, informó el sitio TMZ. Cuando entraba a la corte, un desconocido gritó "te amo Lindsay" mientras le arrojó un polvo que la actriz ignoró por completo. (Ver fotos).