Publicidad
14 Jan 2022 - 10:12 p. m.

El Espectador le explica: la situación de orden público que se vive en Arauca

Cuatro municipios de la región se encuentran en alerta roja por cuenta de los fuertes enfrentamientos entre las disidencias de las Farc y el Eln, luego de muchas advertencias que no han sido escuchadas. ¿Cómo llegamos a esta situación? ¿Por qué esta región? ¿Qué están buscando los grupos en el departamento?
Jesús Mesa

Jesús Mesa

Editor de Newsletters
En 2021, en Arauca se registraron 144 casos de muertes violentas, ocho de retención de civiles, uno de afectación a la integridad con artefactos explosivos, cinco atentados contra la vida en modalidad de sicariato y graves ataques contra los pueblos ancestrales.
En 2021, en Arauca se registraron 144 casos de muertes violentas, ocho de retención de civiles, uno de afectación a la integridad con artefactos explosivos, cinco atentados contra la vida en modalidad de sicariato y graves ataques contra los pueblos ancestrales.
Foto: AFP - Archivo El Espectador - Andrea Aldana - AFP - Archivo El Espectador - Andrea Aldana

Es miércoles, día de El Espectador explica. El año comenzó de la peor manera en Arauca, departamento de los llanos orientales colombianos que limita con Venezuela, por cuenta de los violentos. Cuatro municipios de la región se encuentran en alerta roja por cuenta de los fuertes enfrentamientos entre las disidencias de las Farc y el Eln, luego de muchas advertencias que no han sido escuchadas. ¿Cómo llegamos a esta situación? ¿Por qué esta región? ¿Qué están buscando los grupos en el departamento? En esta edición de El Espectador le explica trataremos de contar, a través de los artículos que hemos trabajado en las últimas semanas, el por qué Arauca se encuentra en una situación crítica. Comencemos.

Primero que todo, es importante entender la importancia geográfica y estratégica que tiene el departamento de Arauca. Desde hace más de tres décadas y hasta hoy, los grupos armados ilegales han encontrado en esta región un lugar propicio para sus actividades delincuenciales. Las posibilidades que ofrece Arauca por ser zona de frontera, así como la débil institucionalidad y los altos niveles de corrupción que caracterizan el sector público del departamento son solo algunos elementos que lo hacen un lugar perfecto para los insurgentes y los grupos paramilitares. Los araucanos, como lo cuenta la sección Judicial en esta nota, están en emergencia, recordando la reciente guerra entre el Eln y las Farc que entre 2.006 y 2010 dejó centenares de civiles muertos.

Síguenos en Google Noticias