23 Aug 2011 - 11:23 p. m.

Verdes invasoras

En Colombia hay 42 especies que son grave amenaza para la biodiversidad del país. Expertos analizaron el tema en Cali.

Gloria Chaparro Soto / Especial para El Espectador, Cali

Plantas invasoras como la leucaena, la palma africana y otras 40 especies introducidas en el territorio colombiano representan un gran riesgo para la flora nativa, especialmente en las regiones andina, caribe y el Chocó biogeográfico.

A esta  conclusión  llegaron Dairon Cárdenas, Nicolás Castaño y Juliana Cárdenas, biólogos investigadores del Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas, Sinchi, luego de realizar salidas de campo y de depurar un listado de plantas que fueron introducidas al país y que tienen un alto valor de crecimiento y propagación en los ecosistemas colombianos. El Espectador habló con Dairon Cárdenas de este impacto.

¿Cuántas especies  representan una amenaza latente para la flora nativa del país?

Se evaluaron 596 plantas,  que están categorizadas en el mundo, de las cuales se encontraron 273 que tenían algún reporte de invasión. Con estas cifras se hizo un nuevo filtro para hacer el análisis de riesgo y determinar cuáles tendrían mayor potencialidad invasiva y el resultado fueron 83 categorizadas. De ellas se organizó un listado de 42 plantas que representan un alto riesgo de invasión para el territorio colombiano.

¿Cuál es el mayor impacto de estas especies invasivas?

Se ha considerado que la invasión biológica es la segunda causa de pérdida de biodiversidad en el mundo. Pero desde el punto de vista económico también es muy claro que el control a las invasiones biológicas resulta demasiado costoso. En otros países se ha considerado mucho más práctico y  rentable tener un control radical sobre cualquier introducción biológica, que hacer el control al impacto que generan las plantas invasivas. Por ejemplo, Brasil está gastando mucho dinero tratando de controlar la palma africana.

¿En qué zonas del país estas plantas invasoras están causando mayores estragos a los bosques nativos?

La zona andina, el Caribe y el Chocó son muy importantes en términos de la invasión, pero hay una característica, ya que las plantas foráneas se dan donde se ha hecho una transformación de las coberturas naturales. Estamos hablando de ecosistemas perturbados o ecosistemas artificiales, donde estas especies encuentran un espacio muy adecuado.

¿Cómo afectan la zona andina colombiana?

Conocemos que en la parte de los valles interandinos y del Magdalena Medio son altamente costosos los procesos de erradicación del buchón de agua, que es una planta introducida. Es una especie que ha venido poblando todos los espejos de agua y en consecuencia la producción pesquera se va al piso. En cuanto a la región amazónica, muchas de estas plantas acuáticas invaden territorios indígenas, entonces se van convirtiendo en un problema. Por eso todos los años se hace una minga para remover el buchón de agua para poder entrar a sus comunidades. Si eso se traduce en términos económicos es bastante significativo y grande.

Los pastizales que llegan de África, ¿también son otro problema para la flora?

Las plantas introducidas a Colombia desde África se adaptan fácilmente  en ciertos territorios y se están convirtiendo en un problema. Se introducen para la producción de oleaginosas, la restauración de ecosistemas ambientales y la recuperación de áreas degradadas. El gremio agrícola y ganadero ha generado el deterioro de muchos ecosistemas naturales, en la medida en que están tumbando bosques para convertirlos en potreros. También  se han introducido muchas gramíneas desde África, que son bastante agresivas y desplazan a la flora nativa. Es una situación que se mira con mucha preocupación. Particularmente los pastizales, es un grupo delicado para tener en cuenta en las invasiones biológicas.

¿Qué tan invasiva es La palma africana ?

Tiene un potencial invasor muy grande en todas partes del mundo y por eso se deben tener manejos muy claros. En las plantaciones donde no hay control, se escapan las semillas y se riegan. En cuanto a la siembra, no se puede plantar esta palma en cualquier potrero.

¿Con qué normatividad cuenta el país para detener el avance de estas plantas?

Existe un convenio de diversidad biológica, donde los países deben controlar la introducción de especies. Además deben generar unas evaluaciones o plazos de manejo para la evaluación de las especies introducidas. El Gobierno nacional ha generado una normatividad muy clara para las especies introducidas. Incluye solicitudes formales para hacer propagaciones, que deben ser evaluadas por un grupo de investigadores, los institutos adscritos y la Universidad Nacional.  El control lo ejercen el Ministerio del Medio Ambiente y las corporaciones autónomas. Pero existe otra dinámica en el territorio nacional y en el mundo en general, que es el tráfico ilegal de partes de plantas y animales, y está soportado por la audacia de quienes hacen esta clase de tráfico. No necesariamente está comprometida la ética de los funcionarios del Estado.

Plantas invasoras en Colombia

- La leucaena, es utilizada para   alimentar el ganado.
- La palma africana, sirve para la producción de aceite.
- Pastizales, como el kikuyo, que proceden de África.
- Flor morada o buchón de agua.
- Pera de agua.
- Bambú.
- Retamo espinoso.

Usos de plantas con alto riesgo de invasión en Colombia

1-Forrajes.
2-Ornamental.
3-Maderables.
4-Industrial y medicinal.
5-Artesanal.

¿Cómo una planta se vuelve maligna?

El investigador del Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas Dairon Cárdenas explica que cuando una planta es introducida intencional o accidentalmente tiene que cumplir un primer paso, que es establecerse y desde ese momento autónomamente se reproducirá y propagará.

A partir de allí recorre un camino hacia su condición invasiva. Hay muchas facilidades de reproducción para estas plantas. Se reproducen a través de semillas o vegetativamente por rizomas, o a través de la dispersión por el viento y el agua. Además, como son plantas introducidas, no tienen los controladores naturales. Las especies nativas tienen insectos y otras dinámicas del ecosistema que las controlan para que sus poblaciones no se disparen en número de individuos. Como estas especies vienen de otro territorio, la naturaleza nativa no tiene los mecanismos para manejarlas y por eso crecen rápidamente y desplazan la flora nativa.

Comparte: