¿Por qué quieren asesinar al líder Isaac García en Cúcuta?

Noticias destacadas de Opinión

Quieren asesinar a Isaac García, uno de los líderes sociales más jóvenes de Cúcuta, cariñosamente apodado “Icha”. Y lo quieren asesinar porque Cúcuta está siendo retomada por los paramilitares. Lo quieren asesinar porque el poder mafioso de la frontera sigue intacto, a pesar de que el criminal Ramiro Suárez ya no está (aunque está) en la alcaldía. Lo quieren asesinar porque los líderes sociales estorban en una ciudad que es uno de los fortines de droga y corrupción más importante del narco-estado colombiano.

Isaac García, el querido “Icha”, un muchacho que se ha hecho a sacrificio, a la sombra de los padres scalabrinianos cuando llegaron apoyando las invasiones (que ahora son barrios) décadas atrás. Un “pelao” humilde, trabajador, en último semestre de comunicación social, una de las pocas carreras “peligrosas” que sobrevivieron a la reforma paramilitar que los miserables asesinos presionaron con sangre de docentes, estudiantes y terror en la ciudad.

Isaac García es miembro de la mesa municipal de víctimas, porque también fue víctima en su barrio scalabrini cuando los paracos al mando del “Iguano” botaban cuerpos desmembrados en el entonces asentamiento. Por lo mismo también es parte del consejo departamental de paz y presidente de la Junta de Acción Comunal de su barrio. Pero a los asesinos no les importa nada, tienen rabia y quieren desestabilizar con sangre a la ciudad porque “el patrón” no pudo recuperar completamente la alcaldía desde la Picota, y cree que sembrando el terror podrá ser el eterno dueño de Cúcuta.

“Icha” ha puesto las denuncias, ha seguido todo el conducto regular que una víctima debe seguir en Colombia, pero la respuesta ha sido un chaleco antibalas y un policía. La dignidad le está saliendo cara a mi amigo, la dignidad de no querer que su barrio sea de nuevo un escondite de mafiosos y criminales. La dignidad de haber dicho no, “en mi barrio no somos delincuentes”, esa dignidad, amigo, es la misma que a Colombia se le perdió y por la que asesina a sus mejores hijos. Pero vamos a los hechos.

A principios de junio, un tipo se metió en la casa de Isaac García y roba la placa de su motocicleta. En los mismos días, “Icha” había denunciado tipos encapuchados ejerciendo vigilancia por el barrio. Días después, unos tipos en una moto le cierran el camino, se bajan y lo golpean, y le dicen que “cierre esa jeta hijueputa, y sabe qué, lo mejor es que se abra del barrio”. “Icha” siguió sus actividades sociales, hasta que pasó lo que le tiene huyendo por su vida.

Un día al anochecer, unos tipos llegaron en una camioneta a su casa y después de un rato y a la seña de un campanero que por fortuna falló, forzaron la reja de la entrada. Entre la cortina de la sala, “Icha” vio como los tipos discutían con el susodicho por su mal trabajo e inmediatamente intentó comunicarse con el cuadrante de la Policía, que tardó en responder y se negó a ir porque “andaban en otro operativo”. Al parecer los tipos se alertaron al ver las luces de la casa encendida y se marcharon. Al cabo de un rato, la misma camioneta, como advirtiendo algo siniestro pasó despacio, tan despacio que en sus vidrios polarizados, “Icha” creyó ver su infancia feliz reflejarse como una ilusión. Entonces advirtió el misterioso lenguaje de la muerte y huyó a la mañana siguiente.

La denuncia la tiene Fiscalía, Defensoría del Pueblo, la Sijin, está advertido el alcalde Jairo Yañez, se ha hecho hasta un mural de Isaac García para que la gente en la ciudad conozca quién es este líder social amenazado como otros miles del cementerio llamado Colombia. Sus amigos no nos cansaremos de gritar con todas nuestras fuerzas: ¡no más persecución a Isaac García, y no permitiremos que le hagan daño!

Comparte en redes:

 

Te contamos que estamos trabajando en nuestra plataforma tecnológica para que sea más fácil de disfrutar, por eso no podrás hacer comentarios en los artículos. Estarán activos próximamente. Gracias por tu comprensión.