“El proceso de paz pasó de agache para los artistas de Colombia”: Adriana Lucía

Durante el lanzamiento de la campaña “Lidera la vida” en Montería (Córdoba) y junto a otros artistas, la ONU, representantes de la academia y del sector privado, la cantante cordobesa habló del papel que pueden jugar los artistas y líderes de opinión para bajar la estigmatización contra los defensores de derechos humanos y así evitar que los sigan asesinando.

Adriana Lucía, cantautora del Caribe colombiano de los géneros cumbia, porro, tropipop y vallenato. /El Espectador.

“Rodeemos la vida de los líderes sociales y defensores de derechos humanos para que la democracia se mantenga fuerte y viva en cada rincón de Colombia”. Este fue el mensaje que enviaron la cantante Adriana Lucía y el marimbero de la agrupación Herencia de Timbiquí, Enrique Riascos, desde Montería, Córdoba, durante el relanzamiento de la campaña Lidera la Vida. Estos dos artistas rememoraron cómo los líderes sociales de sus territorios influyeron en sus carreras artísticas. “Nosotros que tenemos el micrófono y la música, que ha llegado al corazón de millones de colombianos, tenemos un compromiso altísimo para ayudar a que haya una sociedad mejor, una sociedad donde no se asesine a nadie por pensar diferente”, dijo Riascos hablando de los líderes sociales que conoció en el Pacífico caucano.

Igualmente, frente a una veintena de defensores de derechos humanos, la cantautora Adriana Lucía habló de la indolencia frente a los más de 480 crímenes que se han cometido desde 2016 en todo el país: “A muchos de los artistas como yo, que pertenecemos a la industria de la música, les da miedo pelear. El proceso de paz pasó de agache para los artistas colombianos. En Puerto Rico la comunidad salió a marchar con sus artistas. Yo pensaba, y se los digo sinceramente, que el día en que Colombia firmaría la paz íbamos a salir todos a tirarnos maicena y que sería una celebración masiva. Y resulta que no, que era peligroso hasta decir que votaría por el sí a la paz en el plebiscito. Este es un país demente que puso en un referendo si quería o no una negociación de paz. Yo había prometido no volver a ningún foro aquí en Córdoba, porque cuando hablo duro me amenazan, y eso es esporádico, imagínense lo qué pasa con quienes a diario defienden nuestros derechos fundamentales. Yo creo que nosotros en general tenemos la obligación ética y moral de defender la vida de tanta gente que está viva en esa tarea”, dijo la artista del Caribe colombiano. Si nosotros hiciéramos algo no matarían a la gente”.

Desde la orilla académica, el padre Luis Fernando Múnera, decano de Ciencias Políticas de la Universidad Javeriana, se refirió a la estigmatización que muchas veces desemboca en el homicidio de los líderes sociales y que se promueve desde las redes sociales:Tenemos que buscar que siempre haya espacios para expresar opiniones. Las redes sociales lo que han hecho es movilizar miedos que rompen puentes entre nosotros. Es fundamental comprender el fenómeno que es nuevo y empezar a utilizar estos medios para el fin que fueron creados inicialmente: democratizar la palabra”.

Pero la estigmatización es un síntoma de la polarización política que vive el país. Sergio Guarín, director de la organización Reconciliación Colombia, hizo énfasis sobre este punto durante el lanzamiento de la campaña Lidera la Vida: “un país tan dividido es un país que no nos conviene a ninguno de los empresarios. Si dependiera de las élites políticas de nuestro país, la sociedad cambiaría poco, pero los líderes son los que hacen cambios desde la base y son aquellos que nos muestran lo que falta para hacer perfecta la democracia. Sin los líderes sociales la democracia se acaba”.  

Así mismo, Alberto Brunori, alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos en Colombia y aliado de esta campaña dijo que “más allá de los chalecos antibalas, se debe crear las garantías para ejercer derechos. Sino estamos siempre a la defensiva, nunca vamos a progresar. Crear un ambiente propicio para que todas podamos decir lo que pensamos es lo fundamental”. De otro lado, Brunori se refirió a los rumores de que el gobierno del presidente Iván Duque pretenda limitar la tarea de esta oficina en el país: “No nos vamos, sino hasta que las autoridades y el Estado colombiano decidan que ya no somos útiles. Llevamos 23 años y seguimos siendo útiles en la defensa de los derechos humanos”.

El encuentro, que estuvo moderado por Juan Roberto Vargas, director de Noticias Caracol, terminó al medio día de este jueves con un mensaje claro de los aliados de esta campaña, que incluye a El Espectador, la Procuraduría General de la Nación, la Defensoría del Pueblo y el propio Canal Caracol: “los colombianos debemos rodear la vida de todos los líderes sociales y defensores de derechos humanos”. 

873983

2019-08-01T18:00:49-05:00

article

2019-08-01T18:09:22-05:00

ebolanos_250615

colombia2020

Redacción Colombia 2020

País

“El proceso de paz pasó de agache para los artistas de Colombia”: Adriana Lucía

86

4796

4882

 

últimas noticias