“No hay marcha atrás en el acuerdo de paz”: Consejo de Seguridad de la ONU

Al culminar su visita de tres días a Colombia, el embajador de Perú ante Naciones Unidas, que preside el Consejo de Seguridad, resaltó el compromiso del presidente Duque con la implementación del acuerdo evidenciado en la solicitud de extender el mandato de la Misión.

Diplomáticos de 15 paises visitaron a los excombatientes de las Farc que están adelantando su proceso de reincorporación en Caldono (Cauca)./ Cortesía

Satisfechos con su visita de tres días a Colombia se fueron los quince embajadores que hacen parte del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Sobre todo, con el viaje que hicieron a Caldono, en el departamento del Cauca, que por estos días figura en estadísticas poco alentadoras. Es uno de los territorios donde se han presentado el mayor número de asesinatos de líderes sociales y excombatientes de las Farc.

Fue esa visita la que destacó Gustavo Meza-Cuadra quien, como embajador de Perú ante Naciones Unidas, preside el Consejo de Seguridad, máxima instancia de este organismo multilateral. “Fue muy importante ir a terreno, donde nos entrevistamos con líderes sociales y luego visitamos el Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación en la vereda Santa Rosa. Es muy grato ver cómo se produce la reincorporación de los excombatientes de las Farc y cómo avanzan sus actividades productivas”, señaló el diplomático en una breve conversación con El Espectador.

Antes de partir de Colombia, Meza-Cuadra explicó que este viaje a Caldono complementó las reuniones que sostuvieron previamente con el presidente Iván Duque y los equipos técnicos del gobierno que implementan los planes de reincorporación, con las entidades del sistema de justicia transicional, con el Congreso y con otros actores. “Conocimos la preocupación por la violencia contra los líderes sociales y también conocimos las acciones y medidas de seguridad que está adoptando el gobierno”.

El embajador peruano se refirió a la reunión que sostuvieron este sábado con cerca de 20 líderes sociales del departamento del Cauca, en su mayoría indígenas, en una escuela de Caldono. Allí, durante hora y media, las comunidades les manifestaron a los delegados de Naciones Unidas su preocupación por el incremento de la violencia, la falta de presencia del Estado en estos territorios.

Según se conoció por varios de los asistentes a las reuniones, una de las preocupaciones que les manifestaron a los embajadores del Consejo de Seguridad, fue la falta de coherencia entre el discurso del presidente Duque, en el que habla de su compromiso con la implementación del acuerdo, y algunas acciones de su gobierno que no van en la misma vía.

Sobre esa observación, Meza-Cuadra señaló: “Sabemos que hay un debate interno intenso después del acuerdo. Lo que hemos recibido del gobierno es el compromiso del presidente Duque a través de una carta en la que solicitó la extensión de la Misión por un año más. Esa es para nosotros una muestra concreta de su compromiso con el cumplimiento del acuerdo”.

Y a renglón seguido subrayó: “después de las reuniones con el equipo técnico del gobierno que trabaja en la implementación del acuerdo se evidenció que hay dificultades y múltiples desafíos en ese proceso, pero también hay que decir que no hay marcha atrás, hay avances concretos”.

La visita, que culminó anoche, tuvo la presencia de diplomáticos de Perú, Reino Unido, China, Francia, Rusia, Estados Unidos, Bélgica, Costa de Marfil, República Dominicana, Guinea Ecuatorial, Alemania, Indonesia, Kuwait, Polonia, África del Sur. “Ha sido una oportunidad de recibir el compromiso de Colombia con este proceso y reiterarles la unidad que existe en el Consejo respecto al proceso de paz que sigue siendo no solo un ejemplo para Latinoamérica sino para la comunidad internacional”, dijo el diplomático peruano.

Este viaje hace parte del trabajo del Consejo de Seguridad que debe visitar los países donde tienen misiones como la que está en Colombia, encargada de verificar el punto 3.2 del Acuerdo Final que se refiere a la reincorporación de las Farc a la vida civil, en lo económico, lo social y lo político; y al punto 3.4, referente a las garantías de seguridad de los excombatientes y de las comunidades afectadas por el conflicto.

Justamente el viernes 19 de julio, el jefe de la Misión de Verificación, el mexicano Carlos Ruiz Massieu presentará su informe ante el Consejo de Seguridad, que días después hará un pronunciamiento sobre el mismo y seguramente incluirá observaciones sobre esta visita.

Un positivo intercambio

Pastor Alape, miembro del Consejo Nacional de Reincorporación de Farc, también resaltó la visita de los embajadores al Espacio de Reincorporación en Caldono, porque pudieron tener un intercambio con la Alcaldía, la Gobernación, autoridades indígenas y el gobierno nacional. “Se posibilitó un diálogo abierto, las comunidades manifestaron su apoyo al proceso y su exigencia al gobierno nacional para que cumpla el acuerdo en el punto de reforma rural integral, justo en un departamento en el que los conflictos se originan en el tema de la tierra”.

Alape también resaltó que en la reunión con los embajadores, las comunidades y las autoridades locales y regionales le pidieron al gobierno nacional mantener y ejecutar los planes de sustitución de cultivos de uso ilícito, y no persistir en la erradicación forzada y en la aspersión con glifosato.

“La gente en el espacio mostró su disposición de seguir en la reincorporación, desarrollando sus iniciativas propias, pero también su preocupación por los asesinatos de nuestros compañeros”, señaló. Pero lo que más resaltó el exjefe guerrillero fue la coordinación y el trabajo conjunto entre excombatientes y la comunidad en proyectos como las artesanías y tejidos y los cultivos de frutas. “La integración es muy alentadora”, concluyó. “Hemos visto como los excombatientes están reincorporándose a la sociedad con actividades económicas”, complementó Meza-Cuadra.

Gobierno mostró avances

La visita a Caldono estuvo acompañada por voceros del gobierno nacional encabezados por el Canciller Carlos Holmes Trujillo, el embajador Guillermo Fernández de Soto, el alto consejero para la Estabilización, Emilio Archila; la viceministra de Asuntos Multilaterales, Adriana Mejía; y el director de la Agencia de Reincorporación Nacional, Andrés Stapper.

Por su parte, Archila les contó a los delegados del Consejo de Seguridad los avances del Gobierno en materia de implementación del acuerdo, los proyectos productivos colectivos que adelantan los excombatientes y lo logrado hasta el momento en el catastro de los predios rurales.

“Aquí tenemos tres proyectos muy grandes. Tenemos uno de aguacate, uno de porcicultura y también aprobamos uno de truchas. Es una comunidad bastante integrada y en estos proyectos están participando no solo los excombatientes sino toda la comunidad de los alrededores”, destaco el consejero presidencial.

El consejero destacó la presencia de los delegados de la ONU en Caldono y lo calificó como “un gran espaldarazo”. “Todos ellos han manifestado que el caso colombiano es un ejemplo para el mundo. Agradecieron la fortaleza con la cual el presidente Duque ha reiterado su empeño en la implementación”.

“Estamos haciendo todo lo que está a nuestro alcance. En esto de salvarles la vida y protegerlos estamos todos del mismo lado. Estamos tratando de identificar a los responsables de las amenazas. En la medida en que la Fiscalía avanza en sus investigaciones, se han venido esclareciendo un número importante de casos. La causa de proteger a nuestros líderes nos tiene a todos unidos”, dijo el consejero presidencial.

870935

2019-07-14T15:28:48-05:00

article

2019-07-14T15:28:48-05:00

nsanchez_250617

colombia2020

Colombia2020 / @EEColombia2020

País

“No hay marcha atrás en el acuerdo de paz”: Consejo de Seguridad de la ONU

80

8237

8317

 

últimas noticias