'Ad portas' de privación de libertad

El exviceministro de Agricultura Juan Camilo Salazar y tres exfuncionarios más de la cartera por caso AIS.

Con el argumento de que se sacrificó el interés general por darle prelación al particular y, por lo tanto, otorgarles subsidios a personas que no los necesitaban en el programa Agro Ingreso Seguro, el representante de la Procuraduría Jairo Salgado coincidió con el jefe de la Unidad Anticorrupción de la Fiscalía, Martín Moreno, en que se debía dictar medida de aseguramiento en contra del exviceministro de Agricultura Juan Camilo Salazar y tres exfuncionarios más de la cartera: los exjefes de la oficina jurídica Tulia Eugenia Méndez Reyes, Oskar August Shroeder Muller y Camila Reyes del Toro, directora de Comercio y Financiamiento del Ministerio de Agricultura.

En el caso del exviceministro Salazar, el procurador mencionó que el exfuncionario no pudo ejercer una posición imparcial frente a la celebración del convenio con el Instituto Interamericano de Cooperación Agropecuaria (IICA), teniendo en cuenta que incluso un día antes de su posesión como viceministro hizo las veces de contratista de esa entidad. Esa es la razón para que se le imputaran cargos por interés indebido en la celebración de contratos, contrato sin cumplimiento de los requisitos legales y peculado por apropiación a favor de terceros.

Al cierre de esta edición, aún el juez de garantías no había decidido si les otorgaba medida de aseguramiento preventivo mientras avanza el proceso.

La defensa de los exfuncionarios recalcó que no se podía convertir a los sindicados en chivos expiatorios, ya que si hubo irregularidades en la adjudicación de subsidios de AIS, no son ellos los directamente responsables. Además recordaron que ninguno de ellos tiene antecedentes penales y que es “absurdo” considerarlos un peligro social para justificar su privación de la libertad.