Alrededor de 3500 delincuentes abatidos en lo que va del año

Han sido más de 8000 las operaciones realizadas por las FF.MM. Las acciones se han enfocado, principalmente, en el suroccidente del país, en los departamentos de Huila, Cauca y Tolima. Más de la mitad de los criminales dados de baja pertenecían a la delincuencia común.

Las FF.MM. no tienen sus ojos única y exclusivamente en el jefe de las Farc alias 'Alfonso Cano', sino en todos los delincuentes del país. En lo que va del año ha habido alrededor de 622 combates y 8000 operaciones que han dejado como saldo alrededor de 3500 criminales abatidos, 183 de ellos en combate y 2500 capturados. Además, se neutralizaron 2102 acciones terroristas y la ocupación y destrucción de casi 300 campamentos. Por su parte, hubo 2744 capturados, de los cuales, 646 se entregaron voluntariamente. Todo esto según un reporte oficial presentado recientemente.

De los criminales abatidos, más de la mitad, alrededor de 1850, eran de la delincuencia común; alrededor de 1000, algo menos de una tercera parte de ellos, pertenecía a las Farc, y apenas 700, casi la quinta parte de los abatidos, era o de las bandas criminales (Bacrim), del narcotráfico, del ELN o de los reductos que aún quedan del desmovilizado Epl. La delincuencia común y las Farc son actualmente los grandes enemigos de las FF.MM. y la mayoría de sus operaciones se han enfocado en ellos, dejándole a la Policía el tema de las Bacrim y del narcotráfico. 

En lo que a incautaciones se refiere, en lo que va del 2011, se han decomisado 627 fusiles de asalto, 377 revólveres, 312 pistolas, 128 escopetas, 45 carabinas, 17 subametralladoras, 18.324 estopines, 40.426 metros de cordón detonante y 2.101 metros de mecha lenta. Asimismo, se confiscaron 59 morteros, 24 lanzagranadas, 10 ametralladoras, siete lanzacohetes, 208 automotores, 211 motocicletas de alto cilindraje, seis lanchas rápidas, siete botes y 19 vehículos no clasificados.
 
Además de eso, se han destruido en estos primeros 7 meses, 9622 artefactos explosivos, instalados por la guerrilla, diez campos minados, cuatro carros bomba, 166 cilindros con explosivos y 133 rampas para el lanzamiento de pipetas que son usadas por las Farc para hostigar y tomarse poblaciones.

Las principales zonas de acción de las FF.MM. han sido los departamentos de Cauca, Tolima y Huila, zonas de control de las Farc y donde tienen importantes rutas para el tránsito de estupefacientes, armas y tropas. Es en estas regiones del país, donde se encuentra uno de los principales bastiones de esta guerrilla y donde se presume estaría el jefe de esa organización, alias 'Alfonso Cano', de quien las autoridades esperan, entre en la cifra de delincuentes abatidos o capturados para el final de este año.