Aprueban en segundo debate ley de inteligencia y contrainteligencia

De acuerdo con ésta, el gobierno podrá tener en su poder documentos sensibles durante 25 años y no 40, como ahora.

La Cámara de Representantes aprobó en segundo debate el proyecto de Ley de Inteligencia y Contrainteligencia, que establece varias medidas de control a los organismos que ejercen esa labor en el país.


La regulación establece una serie de parámetros y límites dentro de los cuales se fijan reglas a los funcionarios que ejercen la inteligencia.


El ponente en la Cámara, representante Oscar Fernando Bravo, dijo que lo primero es que no se permitirá ninguna violación de los Derechos Humanos o el Derecho Internacional Humanitario.


De los 54 artículos, el ponente destacó:


*Se establece una junta que determina y organiza los planes de inteligencia
*Protege a los funcionarios que ejercen labores de inteligencia
*Se establecen delitos penales para quienes violen la reserva de documentos de inteligencia
*Prevalece la exención de responsabilidad para los medios que den a conocer información
*Se van a depurar las bases de datos de inteligencia para que nadie esté en esas bases por su orientación política, credo religioso o su pertenencia a cualquier organización legal
*Crea marco jurídico integral que oriente, regule y limite la actividad de inteligencia.


Frente al proyecto, el Polo Democrático Alternativo presentó varios reclamos. El representante Iván Cepeda señaló que existen varios problemas pues la ley no permite abrigar esperanzas de que se va a poner punto final a las chuzadas telefónicas.


La Ley de inteligencia y contrainteligencia propuesta por el gobierno, en vez de erradicar las actuaciones criminales de los organismos de inteligencia, puede terminar estimulando nuevas formas de impunidad y de acción violatoria de los derechos de los ciudadanos, al encubrir a funcionarios que emprendan actividades ilícitas utilizando para ello su estatus de agentes secretos”, afirmó.


Para mediados de junio, antes de que concluya la legislatura, se espera que sea aprobada la iniciativa que le resta la aprobación en la comisión primera y la plenaria del Senado.