Brasil hará nueva licitación por 'tren bala' en dos partes

Este lunes, el proceso de recepción de ofertas para la construcción y gestión del tren de alta velocidad finalizó sin que se presentaran interesados.

El gobierno brasileño decidió que hará una nueva licitación para el 'tren bala' entre Rio de Janeiro y Sao Paulo, pero ahora separará la gestión de la línea de su construcción, informó este lunes el titular de la Agencia Nacional de Transportes Terrestres (ANTT), Bernardo Figueiredo.

"El gobierno decidió mantener la licitación, porque el tren de alta velocidad entre Rio y Sao Paulo es esencial para resolver los problemas de transporte. Pero será en dos partes, para permitir el inicio de las obras a fines de 2012 o inicios de 2013", dijo Figueredo en conferencia de prensa.

Este lunes, el proceso de recepción de ofertas para la construcción y gestión del tren de alta velocidad finalizó sin que se presentaran interesados.

Según el titular de la ANTT, el gobierno deberá licitar a fines de este año "toda la parte de ingeniería de gestión, es decir la tecnología que será usada para operar las líneas del tren de alta velocidad, tecnología que deberá ser transferida a Brasil".

En una segunda etapa, a mediados de 2013, el gobierno licitará "la construcción de la infraestrutura que será definida por la tecnología que resulte escogida en la primera etapa", explicó el funcionario.

Figueiredo aseguró que "no cambia absolutamente nada en el proyecto, ni siquiera en el estudio económico, más allá de la decisión de licitar todo el proyecto en dos etapas. Tampoco hubo solicitud de alteraciones por parte de los interesados".

Según el funcionario, el proceso licitatorio fracasó este lunes "porque el proyecto englobaba la construcción y la gestión, y eso tornó difícil la formación de consorcios incluyendo empresas constructoras y empresas gestoras". "Creemos que con el nuevo modelo ese problema será resuelto", resumió.

Se trata de una de las inversiones más ambiciosas de Brasil, con un costo estimado en más de 18.000 millones de dólares, para unir a las dos principales ciudades del país. El gobierno espera que el tren pueda ser utilizado para los Juegos Olímpicos que se realizarán en Rio de Janeiro en 2016.