Clara López busca alianzas con otros países para no vender ETB

La alcaldesa asegura que si la empresa de telecomunicaciones se vende se arriesgaría la sostenibilidad de las finanzas de la ciudad.

Este martes 12 de julio a las dos de la tarde la Administración Distrital radicará el proyecto de acuerdo con el que se busca impedir la venta de las acciones de la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB). La alcaldesa Clara López Obregón ya tiene lista su estrategia que se centra en buscar alianzas con empresas públicas de otros países como China, Korea e India para poder salvar a la entidad del Distrito.

Se trata de alianzas tecnológicas con otros países. De llegar a venderse la ETB, a largo plazo la ciudad se quedaría sólo con impuestos y la capacidad tributaria de los bogotanos posiblemente en un futuro, sin las utilidades de las empresas públicas, no sea suficiente para la sostenibilidad de las políticas públicas sociales del Distrito”, explicó la burgomaestre.

En el Concejo de Bogotá las posiciones frente a este tema están divididas, pues mientras el concejal Edward Arias, uno de los ponentes que lideran este polémico proyecto, insiste en que este es un momento adecuado para la venta, el cabildante Andrés Felipe Arbeláez, otro de los ponentes, rechaza la enajenación de las acciones.

“Los problemas sociales, económicos, jurídicos y políticos que representa la venta de ETB, evidenciados en la formulación del proyecto y en los resultados de esta transacción, son motivos para no apoyar esta iniciativa”, señaló Arbeláez, quien argumentó su posición en cinco puntos.

1. En el Proyecto presentado por la Administración no es claro el futuro de los más de 2,5 millones de usuarios de la entidad. Está comprometido el acceso a Internet para los estratos 0, 1 y 2, y la protección a los empleados, que aunque tibiamente se expresa en la exposición de motivos, no se refleja en el articulado del documento.

2. Para proponer la venta de cualquier empresa pública, como lo estipula el Decreto 190, la Administración depende de la aprobación del proyecto en Consejo de Gobierno. La Secretaría de Hacienda presentó entre los anexos el acta en la cual se habría llevado a cabo una reunión con este fin, pero no hubo aprobación unánime de todos los miembros. Solo lo afirmaron dos de ellos, con lo cual no se cumple este requisito.

3. La ETB ha obtenido importantes resultados en temas como migración de servicios, pero solo se ha tenido en cuenta la disminución de ingresos, que aunque es una realidad, es también una situación general del sector. La Empresa ha tenido un buen comportamiento, según los directivos de la misma entidad.

4. El Gerente de la Empresa está en una posición de apoyo a la venta con el soporte de la junta directiva. Esto acarrea que se deje de lado el fortalecimiento del operador público debido a la transacción que se está apoyando. Es necesario que se incorpore un gerente comprometido con la supervivencia de la ETB y no con la enajenación de la misma.

5. Se deben analizar propuestas que generen un crecimiento en los campos más débiles de la empresa, como la telefonía a larga distancia y apoyar el ingreso a nuevas ofertas como la televisión por Internet con el respaldo de la voluntad política, ausente hasta el momento en el proceso. Es importante buscar una solución que haga viable económicamente a la ETB, como la asociación con UNE, y que le garantice un crecimiento, ya que la empresa merece una oportunidad y es un buen momento para dársela.

Por su parte, el concejal Celio Nieves Herrera le solicitó a la alcaldesa Clara López Obregón retirar del Cabildo el proyecto que pretende allanar el camino para la venta de la Empresa de Teléfonos de Bogotá antes que inicie su discusión en el Concejo.

A través de una carta enviada a la mandataria local el Cabildante manifiesta que considera inconveniente la venta de la ETB pues de concretarse el negocio, el distrito perdería un importante patrimonio de los bogotanos.

Nieves Herrera sostiene en la carta que la pretensión de vender la Empresa de Teléfonos es una "decisión equivocada, que está patrocinada por intereses oscuros de empresarios que desean la desaparición de una de las más importantes empresas estatales del país para fortalecer la privatización y el crecimiento de la inversión extranjera".

De igual manera, el concejal agrega que “la ETB sigue siendo una empresa sólida que ha arrojado utilidades permanentes y que además ha mantenido su patrimonio sin contar que ha logrado reducir su tasa de endeudamiento".

El Concejal pide que el proyecto de acuerdo que daría vía libre a la venta de las acciones de la ETB sea retirado antes que se radiquen las ponencias este viernes 15 de julio en la Secretaría General del Cabildo.