Consumidores mantienen confianza en economía

Al comparar este resultado con el observado en marzo del año pasado, se observa que la confianza aumentó 5 puntos porcentuales.

Según la reciente Encuesta de Opinión del Consumidor (EOC) de Fedesarrollo, el Índice de Confianza del Consumidor (ICC) se incrementó 0,2 puntos porcentuales al pasar de 20,9% en febrero a 21,2% en marzo.

Al comparar este resultado con el observado en marzo del año pasado, se observa que la confianza aumentó 5 puntos porcentuales. Desde marzo de 2001 la correlación entre este índice y el consumo final de los hogares reportado por el Dane ha sido de 0,58, precisa el informe.

El ICC tiene cinco componentes: tres se refieren a las expectativas de los hogares a un año vista, dos hacen referencia a la percepción frente a la situación económica actual. Con los tres primeros se construye el Índice de Expectativas del Consumidor (IEC), con los dos restantes el Índice de Condiciones Económicas (ICE).

El incremento de 0,2 puntos en el ICC en el mes de marzo de 2011 es el resultado del incremento de 4,2 puntos porcentuales en el ICE (de 10,3% a 14,5%), el cual se contrarrestó con la reducción de 2,5 puntos en el IEC (de 28% a 25,5%). Al comparar estos resultados con los de marzo de 2010 se observa un aumento de 1,6 puntos en el componente de expectativas y de 10 puntos en su contraparte de la situación actual.

Según el informe de Fedesarrollo, el nivel de confianza del consumidor mejoró en Bogotá y Barranquilla, disminuyó en Medellín y se mantuvo estable en Cali.

En marzo la confianza de los consumidores de Barranquilla presentó un cambio positivo de 14,9 puntos porcentuales respecto al observado en febrero y se ubicó en 29,91%. Este aumento es explicado por un incremento significativo en sus dos componentes: 17,9 puntos en el IEC y 10,4 en el ICE, precisa el informe.

El ICC en Bogotá aumentó desde 21,9% hasta 23,3%. La reducción observada en el componente de expectativas se vio sopesada por un aumento de 7,5 puntos en las condiciones económicas actuales.

En Medellín, en cambio, sorprende la disminución de la confianza en 9 puntos porcentuales, al pasar de 22,7% en febrero a 13,7%, con caídas en sus dos componentes (de 13,3 puntos en las expectativas a un año y de 2,4 puntos en las condiciones actuales). Finalmente, durante el mes el ICC se mantuvo estable en Cali, si bien se ubica 4,5 puntos por debajo de lo observado en marzo del año pasado.

Al analizar los resultados de la encuesta por nivel socioeconómico se encuentra que en marzo la confianza aumentó en el estrato medio y disminuyó en los dos restantes.

La confianza de los consumidores de nivel medio (estratos 3 y 4) mostró un incremento de 4,9 puntos, ya que pasó de 21,3% en febrero a 26,2% en marzo.

En contraposición, la confianza de los consumidores de nivel alto (estratos 5 y 6) se redujo 22,7 puntos, pasando de 34% el mes anterior a 11,3% en marzo. Finalmente, la confianza de los consumidores de nivel bajo (estratos 1 y 2) tuvo una ligera desmejora de 0,9 puntos porcentuales al pasar de 18,8% en febrero a 17,9 en marzo.

Mejora disposición a comprar bienes durables

En marzo de 2011 la disposición a comprar bienes durables se ubicó en 25,7%, con un incremento de 7 puntos porcentuales respecto al del mes anterior y de 16,1 puntos frente a marzo de 2010.

La mayor disposición para comprar muebles y electrodomésticos en marzo la registraron los consumidores del nivel medio, con un balance de 33,9%, 16,1 puntos por encima del presentado en febrero de 2011.

Los consumidores de nivel socio-económico bajo registraron una mejora de 4,3 puntos porcentuales en su disposición a comprar bienes durables. La menor disposición para adquirir muebles y electrodomésticos la manifestaron los consumidores de nivel alto (11,1%), con una variación mensual negativa de 33,6 puntos.

Al desagregar los resultados por ciudades, se observa que respecto al mes de febrero hubo una reducción de 12,2 puntos en la disposición de los consumidores a comprar bienes durables en Cali y de 4,1 puntos en Medellín. Por su parte, en Bogotá y Cali la disposición a comprar muebles y electrodomésticos se ubicó en 31,5% y 40,6%, presentando aumentos de 13,1 y 26,6 puntos respecto al mes anterior.