Contraloría examina concesiones con adiciones que llegan a $13 billones

En principio fueron contratadas por $11 billones en las administraciones pasadas de INCO.

La Contraloría General anunció un examen especial sobre 18 concesiones viales contratadas por el INCO, en administraciones pasadas que muestras valores mayores que llegan a los 13 billones de pesos cuando el costo inicial era de 11 billones de pesos.

El contralor delegado para Infraestructura Nelson Izáciga explicó que "existen concesiones inicialmente pactadas por 11 billones de pesos con unas adiciones de 13 billones (de pesos) para llegar a un compromiso de 25 billones de pesos. Eso afecta toda la planeación, afecta el presupuesto nacional, afecta el componente de las vigencias futuras, porque las megaobras no se alcanzan a hacer en una sola vigencia y se requiere de varias".

Aclaró que en las concesiones hay adiciones en dinero y otras en tiempo que están por encima del 60% como lo permite la ley. Unas van más del 100%, otras del 70% y otras del 90%, dijo.

Indicó que el estudio hecho por la Contraloría General a las concesiones determinó que algunas superan el límite legal. "La contraloría llama la atención sobre concesiones de 100.000 millones de pesos con una adición de un billón de pesos y que esto no vaya a repercutir ir más allá del 60% del plazo pactado", resaltó Izáciga.

Insistió en que la Contraloría va a hacer una revisión de las concesiones que presentan esta situación "para analizar si se incumplió en algo con lo que la ley estableció".

Reiteró que las adiciones a las concesiones supera los 13 billones de pesos y las iniciales están en 11 billones de pesos. Aclaró que las irregularidades no s presenta en la totalidad de concesiones, solo en 18 de ellas.

Según el estudio de la Contraloría la concesión Santa Marta-Paraguachón registra un incremento del plazo del 121%; el plazo inicial era por 16,3 años y se incrementó a 35,9 años, es decir que terminaría en julio de 2030; la concesión Cartagena-Barranquilla fue incrementada en 97,3% y concluirá en enero de 2019, el plazo inicial era por 12 años y se prorrogó a 24.

La concesión de la malla vial del Cauca y el Valle del Cauca pasó de un plazo inicial de 20 a 55 años sufriendo un incremento de 175%, es decir que concluye en 2054 y la vía Zipaquirá-Palenque concesionada inicialmente por 6 años se adicionó a 10 años prevista para concluir en febrero del próximo año.