Detienen a hombre tras agarrar a Sarkozy por la solapa

Los guardaespaldas del presidente se abalanzaron de inmediato sobre el individuo y tras arrojarlo al suelo, lo detuvieron.

Un hombre agarró bruscamente al presidente francés Nicolas Sarkozy de la solapa del saco y fue dominado de inmediato por los guardaespaldas del mandatario, según imágenes de la televisión.


En las imágenes se ve cuando Sarkozy cuando saluda a personas que están detrás de barreras de seguridad en la ciudad de Brax (suroeste), cuando una de ellas lo agarró violentamente de la solapa del saco y lo atrajo con fuerza hacia él.


Los guardaespaldas del presidente se abalanzaron de inmediato sobre el individuo y tras arrojarlo al suelo, lo detuvieron.


El individuo quedó en detención preventiva en los locales de la gendarmería de Agen, pero Nicolas Sarkozy no presentará demanda contra él, informó la presidencia de la República.


La presidencia "no desea intervenir" después de esta agresión, indicó el entorno del jefe de Estado.


El hombre, Hermann Fuster, es un empleado municipal en el Conservatorio de música y danza de Agen, encargado del mantenimiento y la recepción, informó el Conservatorio. Nació en 1978 y no tiene antecedentes, según la gendarmería.


"Los hechos se produjeron hacia las 12H00 (10H00GMT), precisó la gendarmería y agregó que el presunto agresor fue "controlado rápidamente".


El hecho ocurrió cuando Sarkozy salía de la municipalidad de Brax y la escena se desarrolló lejos de los periodistas que cubrían el desplazamiento presidencial y lo esperaban más lejos. Sólo un camarógrafo y un fotógrafo estaban presentes en el momento.


Hasta ahora, nadie había conseguido franquear el dispositivo de seguridad de Sarkozy para atacarlo físicamente.


En enero de 2009, durante una ceremonia en la región de la Mancha (norte), el cortejo presidencial fue objeto de empujones, pero no el propio presidente. El incidente significó la destitución del prefecto (representante local del Estado) y de un alto responsable policial.


En otro incidente muy conocido y ampliamente difundido por la prensa, en 2008, Nicolas Sarkozy fue interpelado oralmente por un desconocido durante una visita al Salón de la Agricultura en París.


La persona no quiso darle la mano cuando el presidente se la extendía y dijo: "Tú no me toques, porque me ensucias". Sarkozy le replicó "Lárgate entonces pobre imbécil" ("Alors casse-toi, pauv' con"). 

Temas relacionados