"El caso DAS, más grave de lo imaginado"

La eurodiputada Isabelle Durant sintetizó a El Espectador por qué a Europa le interesa la investigación de las 'chuzadas’'

Durante cuatro días, después de entrevistarse con altos funcionarios del Estado colombiano, la eurodiputada y actual vicepresidenta del Parlamento Europeo, Isabelle Durant, se enteró de primera mano cómo vive Colombia su polarización permanente. “El hecho de que Colombia tenga un conflicto armado con casi 50 años de duración, ya es un asunto complejo”, comenta mientras detalla que su visita tuvo un objetivo preciso: evaluar el estado de las investigaciones penales por las interceptaciones y los seguimientos ilegales del DAS.

Y lo hizo no por una simple preocupación en materia de derechos humanos, que es su especialidad, sino porque en el explosivo expediente han salido a relucir las incursiones del DAS en España y Bélgica, donde también hubo acoso a defensores de las garantías fundamentales e incluso de ciudadanos europeos. De hecho, Durant recibió del vicefiscal Juan Carlos Forero el compromiso de entregar información de cómo van a avanzar las demandas que sobre el mismo tema se interpusieron en los dos países del Viejo Continente.

De 57 años, nacida en Bélgica, con una larga trayectoria política como senadora, ministra y diputada, la vicepresidenta del Parlamento Europeo, Isabelle Durant, prefiere el apoyo de dos traductores del francés al español y viceversa, pero igual habla sin rodeos. ”A mí no me corresponde decir quién tiene la razón, pero creo que si el Gobierno quiere mostrar cambios en el DAS, es más fácil hacerlo diferenciándose del pasado, y ese asunto no puede comenzar manteniendo a funcionarios de la anterior administración como el director Felipe Muñoz.

La eurodiputada comentó que se reunió en la Escuela de Artillería, donde están detenidos, con los exdirectivos del DAS Fernando Tabares y Jorge Lagos, de quienes dijo que viven en “una situación lamentable”. Y agregó: “Tienen miedo, tienen presiones, hablé con ellos de la llamada ‘Operación Europa’ porque es bastante grave, pero obviamente debo guardar la confidencialidad de este encuentro. Lo único que puedo decir es que ambos sabían que se estaba recopilando información en Europa, pero que nunca supieron para qué.

La vicepresidenta del Parlamento Europeo agregó que esa recolección de información se hizo para crear desprestigio de ciudadanos europeos e incluso para afectar la imagen de la Subcomisión de Derechos Humanos del Parlamento Europeo, y esa es razón suficiente para visitar a Colombia y pedir claridad y celeridad en las investigaciones. “A mí no me corresponde decir si el expresidente Uribe tiene alguna responsabilidad administrativa o penal en el caso, pero no me cabe duda de que sí tiene al menos una responsabilidad política”.

Lo dice por su condición de parlamentaria y exministra. “Sé muy bien cuando un organismo depende de alguien, y que si hay problemas de ilegalidad y de corrupción, políticamente también existe una responsabilidad”, insistió Isabelle Durant, quien dejó claro en diálogo con El Espectador, que en su criterio el escándalo del DAS es más grave de lo que ella misma imaginaba antes de viajar a Colombia. Por eso, regresa a Europa con la convicción de que se trata de un caso al que se le debe dar un estricto seguimiento.

“No vengo a darle lecciones a nadie y prefiero establecer un diálogo con la sociedad colombiana, pero eso no me inhibe de comentar abiertamente que voy a presentar un informe ante el Parlamento Europeo sobre el desarrollo de este caso. Y debo decir que la protección de los derechos humanos es especialmente para las víctimas invisibles. No sólo para los abogados, los políticos, los defensores de derechos humanos o los periodistas. Aquí hay víctimas mucho menos conocidas, que con sus familias necesitan protección. Hablo principalmente de ellas”.

Después de hablar con altos funcionarios de la Fiscalía, la Corte Suprema, la Oficina de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia o los delegados de la Unión Europea, la eurodiputada Isabelle Durant, más allá de los comentarios adversos que se dieron en algunos sectores a raíz de su visita a Colombia, dejó el país manifestando sin alterarse lo que piensa del tema DAS: “Sé que ahora existe la voluntad de cambiar, pero para que sea distinto el panorama hay que cerrar un capítulo, el que corresponde a la justicia con el gravísimo episodio del DAS”.

La reacción de Uribe a la eurovisita

El pasado viernes, a las 6:44 de la noche, el mismo día que concluyó la visita de la vicepresidenta del Parlamento Europeo, Isabelle Durant, en Colombia, el director de El Espectador, Fidel Cano, recibió un correo electrónico al parecer de la dirección del expresidente Álvaro Uribe. El escueto mensaje se refería al paso de la eurodiputada Durant por el país y señalaba: “Isabelle Durant del Parlamento Europeo viene a apoyar calumnias como buena justificadora del terrorismo. Además cobarde, no debate de frente”. La relación de enemistad de Durant y Uribe se hizo pública cuando en junio de 2010 el entonces presidente calificó de infundado el informe que Durant dio a conocer al Parlamento Europeo sobre los presuntos seguimientos que hizo el DAS en Europa, conocidos como la ‘Operación Europa’.

Durant estuvo toda la semana en el país y se reunió con altas autoridades del Gobierno para conocer los avances en las investigaciones por las ‘chuzadas’ del DAS.

Temas relacionados