En Brasil también hay crisis de Partido Verde

Marina Silva, una de las líderes más fuertes de la colectividad, renunció a la misma.

La exministra brasileña de Medio Ambiente y ex candidata presidencial Marina Silva anunció oficialmente este jueves su salida del Partido Verde (PV), al que se afilió el año pasado, aunque evitó formular críticas directas a esa agremiación.

Al hablar durante una reunión nacional con líderes del PV, Silva confirmó los insistentes rumores de las últimas semanas sobre su salida del partido y adelantó que podría impulsar un movimiento en defensa del medio ambiente y de la ciudadanía.

"Podemos alcanzar la democracia que queremos (...) si nos disponemos a comenzar el camino. Estamos aquí para reafirmar que sigue siendo nuestra palabra. Esta palabra dada es la razón por la cual yo misma y tantos otros compañeros estamos alejándonos del PV", dijo Silva en un discurso leído. Algunos de sus compañeros, dijo Silva, "van a anular su afiliación al PV. Otros permanecerán críticamente". Y señaló: "Pero todos estaremos juntos, en este mismo movimiento, con personas de otros partidos y personas de ningún partido".

Proveniente de una familia pobre del estado de Acre, Silva aprendió a leer a los 16 años de edad y consiguió llegar a la universidad donde se graduó como profesora de Historia. Menuda, delgada y de voz fina, en 1994 fue electa como la senadora más joven de la historia brasileña, con apenas 36 años de edad.

En 2009, abandonó el gobierno del presidente Luiz Inacio Lula da Silva (Partido de los Trabajadores, PT), de quien era su ministra de Medio Ambiente, disconforme con las políticas ambientales y también se separó del Partido de los Trabajadores (PT).

Silva se afilió entonces al PV para disputar el año pasado la presidencia y alcanzó un inesperado caudal de 20 millones de votos que forzaron una segunda vuelta en la elección.

Temas relacionados
últimas noticias

Murió Kazuo Kashio, cofundador de Casio