Gadafi se encuentra "en un lugar seguro", tras ataques de la OTAN

Así lo afirmó un portavoz del régimen que calificó de "acto terrorista" el bombardeo a la oficina del coronel libio.

El coronel Muamar Gadafi se encuentra en Trípoli "en lugar seguro" y "está animado", declaró este lunes el portavoz del régimen libio Musa Ibrahim, quien calificó el bombardeo que destruyó la oficina del dirigente de "acto terrorista" y de "intento de asesinato".

El coronel Gadafi "se encuentra bien, goza de salud y está animado", declaró Ibrahim durante una conferencia de prensa frente al edificio destruido en Bab Al Aziziya, residencia de Gadafi.

El coronel Gadafi se encuentra en "lugar seguro (...), trabaja cada día, libra una batalla por suministrar a su pueblo servicios, comida, medicamentos y carburante", añadió Ibrahim, en presencia de una veintena de embajadores de países africanos y asiáticos.

Estimó que el ataque contra la oficina de Gadafi era "un intento de asesinato". Insistió en que es un acto propio de "la mafia o bandas".

Según Ibrahim, tres funcionarios perdieron la vida en este ataque y otros 45 resultaron heridos, 15 de ellos de gravedad.

Llamó a la comunidad internacional a "denunciar esta agresión que viola la resolución 1973", y a invitar a la OTAN a "parar su agresión y a comenzar a negociar una solución política a la crisis libia".

Según él, los rebeldes y la OTAN tienen "miedo de la paz", pese a que el régimen libio está "dispuesto a todas las iniciativas de paz".

"¿Por qué no vienen sobre el terreno a poner a prueba nuestra honradez y nuestra transparencia? Dijimos sí a elecciones, sí a un referéndum, sí a un periodo transitorio, sí a negociaciones", recalcó.

Una coalición internacional intervino en Libia el 19 de marzo bajo mandato de la ONU para intentar poner fin a la represión sangrienta de la revuelta iniciada a mediados de febrero contra el régimen de Gadafi, en el poder desde hace más de 40 años. La OTAN tomó el mando de esta intervención militar el 31 de marzo.