IDU tiene 24 obras retrasadas

De 36 obras de valorización que debían ser iniciadas por el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) para el 30 de noviembre de 2009, sólo 12 han sido entregadas.

A los contratistas de las 24 restantes les concedieron, en febrero de 2011, nueve años y ocho meses de plazo para culminarlas, según un informe revelado por la Personería de Bogotá.

Según el informe, 18 de las 24 obras pendientes están suspendidas debido a falta de predios, diseños definitivos o permisos ambientales. Las interrupciones en los contratos suman “casi cuatro años” y “a febrero de 2010, los plazos adicionales otorgados suman, entre todas las obras, más de 13 años”.

Además, el informe señala que la construcción de un deprimido en la carrera 9 por la calle 94 y la conexión con la carrera 19, “tiene una adición por parte del IDU de $17 mil millones”, sumados a los $45 mil millones pactados inicialmente, sin que la obra haya comenzado.

El concejal Carlos Galán, de Cambio Radical, señala que la obra está quieta desde diciembre de 2009 debido a que no hay aprobación de estudios y diseños por parte de las empresas de servicios públicos. Y afirma que el Consorcio Conexión, encargado de la obra, está conformado en un 68% por Arkgo Ltda. y Equipluss S. A., empresas relacionadas con Julio Gómez y Emilio Tapia, que como él lo denunció en junio de 2010, son empresas que forman parte del carrusel de la contratación en Bogotá.

Aunque El Espectador intentó comunicarse con el IDU, hasta el momento no ha recibido respuesta.