Las dudas del "juego" electoral

El Gobierno se comprometió a sancionar la iniciativa en los próximos dos días para evitar confusiones entre la norma actual y la nueva.

A tres meses y medio de las elecciones locales y regionales, las dudas de los partidos en torno a las reglas de juego son interminables. Mientras el presidente Juan Manuel Santos no firme la ley estatutaria de la reforma política, son pocas las certezas de lo que se vale y lo que no. Esa presión mayoritaria motivó al mandatario a llamar a la Casa de Nariño a los miembros de la Mesa de la Unidad Nacional, quienes esperan que pronto se despejen sus inquietudes.

Al término de la reunión, el ministro del Interior y de Justicia, Germán Vargas Lleras, dijo que el jefe de estado se comprometió a sancionar en las próximas 48 horas la ley estatutaria: “La Corte Constitucional envió ya, con concepto favorable, la reforma. Esperamos que esta misma semana se pueda sancionar. Es importante, porque ella define todo un nuevo régimen de responsabilidades a los directivos de los partidos en el otorgamiento de los avales”, dijo.

Por ejemplo, hablando de dudas, el director del Partido Conservador, senador José Darío Salazar, contó que sus principales preocupaciones son tres: “la fecha de inscripción de candidatos actual es el 10 de agosto, pero para la nueva ley es 30 de julio; la reforma también habla de una participación de mujeres del 30%; además, dice que un candidato puede ir con varios avales mientras que en la actualidad es sólo con uno”.

La ley estatutaria que reglamenta la reforma política entra en vigencia una vez el presidente Santos la sancione y sea publicada en el Diario Oficial. Según el equipo jurídico de la Misión de Observación Electoral (MOE), debido a que ni la Corte ni el Congreso aplazaron los efectos de su vigencia, rige para los comicios de octubre. Por eso se hace urgente la sanción.

Inscripción de candidatos y mujeres

La reforma política ordena a los partidos cumplir la cuota del 30% de mujeres en las listas y si no lo cumplen, es la Registraduría la responsable de no recibir la lista propuesta.

En la inscripción de candidatos también hay un cambio significativo en el sentido de que antes no era necesario inscribir el comité de promotores previamente a la recolección de firmas para hacer postulaciones por grupos significativos de ciudadanos y ahora es obligatorio. La preocupación es entonces: ¿Qué pasaría con las firmas de los aspirantes que en este momento las están recogiendo sin haber cumplido dicho requisito?

La reforma también establece una fecha de iniciación de la inscripción de candidatos, comenzando cuatro meses antes de las elecciones y con el límite de tres, es decir, que hoy los aspirantes tienen hasta este 30 de julio para postularse.

Financiación

Con la nueva ley está prohibida la financiación a candidatos de quienes explotan monopolios de suerte y azar y de contratistas que reciban más de un 50% de sus recursos por parte del Estado. La duda surge en los casos en que algún aspirante ya haya recibido hoy estos dineros.

Consultas

La inquietud con respecto a este punto es qué pasaría con aquellos candidatos que se inscribieron en las consultas del 29 de mayo y al final sus colectividades decidieran no participar de este mecanismo. ¿Podría el aspirante postularse por un partido diferente? Según la MOE, con la entrada en vigencia de la reforma quedarían inhabilitados y no tendrían opción de presentarse de nuevo.

El lío de la doble militancia

La pregunta aquí es si la doble militancia aplica sólo a partidos con personería jurídica o incluye a los grupos significativos de ciudadanos. La Constitución hace referencia a partidos y movimientos políticos con personería jurídica, mientras que la ley lo omite.

En el mismo sentido, la MOE pide claridad para los casos de miembros de una corporación pública como Senado, Concejo y asambleas, que quieran postularse por otro partido diferente. Hoy no está definido si deben renunciar y desde cuándo a la curul para no quedar inhabilitados.

Si bien la condición de renunciar con un año de anterioridad a la inscripción de la candidatura está vigente desde la Constitución de 1991, en la medida en que no haya una fecha clara de inscripción de candidaturas para elecciones locales, los partidos y los candidatos siempre estarán con la incertidumbre de saber sobre el momento exacto en que deben hacerlo.

La otra pregunta tiene que ver un poco con casos como el de Antanas Mockus, su salida del Partido Verde y su supuesto deseo de aspirar a la Alcaldía de Bogotá por la Alianza Social Indígena. Es decir, quienes ejercieron como directivos de partidos, dentro de los doce meses anteriores, ¿están inhabilitados para postularse por otro partido o grupo significativo de ciudadanos? En este momento los directivos que se presenten por otro partido no tienen la inhabilidad, porque no ha entrado en vigencia la normatividad. Una vez comience a aplicar, quedarán impedidos. No obstante, existen múltiples interpretaciones que claramente lo que hacen es trasladar el debate político a los estrados judiciales.

Sobre tecnología  electoral

Según la nueva reforma política, para las próximas elecciones debe aplicarse el sistema de identificación biométrica, pero la Registraduría ha argumentado no tener los recursos para implementar esta modalidad en todo el país. El mismo registrador Carlos Ariel Sánchez ha dicho que una de las más trascendentales mejoras de los últimos tiempos ha sido la implementación de la identificación biométrica para evitar suplantación.

Este mecanismo fue utilizado entre 2009 y 2010 en 24 elecciones atípicas, pues el cotejo de la huella dactilar da fe de que la persona que vota es quien dice ser. En el mapa de riesgo de fraude electoral de la organización electoral de 2009, quedó en evidencia que durante los comicios legislativos de 2002 y 2006 el fraude más recurrente fue la suplantación. Y pese a que la Registraduría cuenta con 1.200 lectores de huella dactilar, éstos no alcanzarían a cubrir los 12 mil puestos de votación en el país, por lo que en octubre no será posible aplicar esta tecnología.