'A Los Nule los quieren matar'

La Fiscalía denunció amenazas en contra de los procesados durante la audiencia. Pese a que pidió prisión provisional en el búnker, el juez rechazó la petición y estarán en un pabellón especial de la cárcel La Picota, con vigilancia 24 horas.

Que a Miguel, Manuel y Guido Nule, así como a Mauricio Galofre Amín (cuñado de Manuel), los quieren asesinar en Colombia, parece ser algo serio. Ellos aceptaron que delinquieron, pero arribaron al país cargados de supuestas evidencias contra otros funcionarios y políticos corruptos, razón por la que dicen que los quieren silenciar. Incluso, ya aparecieron las primeras denuncias de amenazas en su contra.

Por esta razón, Germán Pabón Gómez, fiscal segundo delegado ante la Corte Suprema, quien los llevó a los estrados judiciales a responder por sus culpas, también los quiere proteger como testigos. Por eso, el pasado jueves, cuando comenzó la audiencia de garantías, le insistió al juez cuarto de control de garantías, Juan Pablo Lozano, en la necesidad de internarlos provisionalmente en el búnker, mientras el Inpec garantiza su protección.

A pesar de su insistencia, ayer el juez del caso rechazó la petición, basado en un oficio del Inpec en el que aseguró tener la capacidad para protegerlos en un pabellón especial en La Picota, con custodia 24 horas. La decisión preocupó a Pabón, quien apeló y reveló las supuestas amenazas. Dijo que el jueves recibieron una llamada en las que los amenazaron. “Hay gente que los quiere matar”, indicó.

Los abogados de los Nule, indicaron que el oficio del Inpec era protocolo y que, incluso, dice: “les garantizan la seguridad, salvo casos de fuerza mayor o caso fortuito”. El abogado Daniel Largacha agregó: “No tengo la capacidad moral ni jurídica para decirles que colaboren en esas circunstancias. No quiero que esto se convierta en crónica de una muerte anunciada, porque así será".

Mientras se daba el debate del sitio de reclusión en la sala de audiencia en el complejo judicial de Paloquemao, el ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, ratificó que hay condiciones de seguridad en La Picota y que habilitarían una casa fiscal para internarlos. “En este mismo sitio estarían los detenidos por el caso de Agro Ingreso Seguro. Todo esto por un ingrediente adicional: en el pabellón especial para funcionarios públicos no cabe una persona más”, expresó.

En medio de las solicitudes, el juez Lozano no modificó su decisión e indicó que el Inpec ratificó estar en condiciones de protegerlos y tendrá que responder por la seguridad de los Nule. Así, pues, los procesados estarán en una casa fiscal, desde donde empezarán a pagar la condena por peculado y esperarán el juicio por los otros cuatro delitos que les imputaron. También será el lugar desde donde podrán seguir con sus denuncias y estarán a disposición del ente acusador y otras autoridades del país para actuar en calidad de testigos en las investigaciones que adelanta el ente acusador a varios funcionarios y exfuncionarios por el llamado carrusel de la contratación en Bogotá.

La audiencia de control de garantías de los Nule comenzó el pasado jueves cuando el fiscal Pabón Gómez les formuló cinco delitos por sus acciones como contratistas de varias obras de infraestructura en la capital del país, como la troncal de Transmilenio por la calle 26, y el manejo irregular de los anticipos de los contratos. Los delitos fueron peculado por apropiación, falsedad en documento privado, fraude procesal, cohecho y concierto para delinquir, como lo quiere hacer ver la Fiscalía. La diligencia continuó el viernes, cuando los Nule y Galofre aceptaron sólo el delito de peculado (por lo que serán condenados en las próximas semanas), pero se declararon inocentes de los otros cuatro cargos.

En la jornada de ayer llamó la atención la presencia del abogado Hugo Rodríguez, en representación de la Veeduría Distrital, que se acreditó como víctima en el proceso penal y ahora se suma al grupo ya conformado por la Contraloría, el IDU y la aseguradora Segurexpo.

Por ahora, en el caso de los Nule se presenta una ruptura procesal. En las próximas semanas se programará una diligencia ante un juez de conocimiento para conocer la pena que pagarán. Por otro lado, el fiscal Pabón tiene 30 días hábiles para presentar o retirar la acusación por los otros cuatro delitos que les imputó en la audiencia.

 Nule, problema nacional

El alcalde de Bogotá, Samuel Moreno Rojas, aprovechó el proceso penal que se adelanta contra los Nule y la reciente información sobre sus visitas a la casa de Nariño, para indicar que lo que ocurrió en el Distrito fue mínimo en comparación con el país. “Se conocerá la verdadera dimensión del poder que tenía ese grupo, especialmente en el Gobierno Nacional”, dijo el mandatario.

Agregó: “En Bogotá tomamos decisiones correspondientes cuando se inició la caducidad que terminó con la cesión… Creo que las entradas a la Casa de Nariño, los contratos a nivel nacional y las falsedades para ganar licitaciones se están descubriendo. Son evidentes los vínculos políticos que tenían, lo que hacían apoyados por gente de altísimo nivel. Muy bueno que se conozca”. Dijo que, por fortuna, nunca los atendió personalmente.