Mindefensa anuncia depuración en las bases de datos de inteligencia

Señaló que en esos listados sólo pueden estar los “bandidos”.

No se podrá hacer seguimientos a nadie en el país por su filiación política o por pertenecer a organizaciones no gubernamentales, dijo el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, quien anunció que se depurarán las bases de datos de inteligencia.

“En Colombia a nadie se le podrá hacer seguimiento por motivo de su filiación política o su participación en organizaciones no gubernamentales o por su raza, solamente pueden estar los bandidos que son una verdadera amenaza”, dijo Rivera durante la sesión de socialización del Proyecto de Ley de Inteligencia y Contrainteligencia que se lleva a cabo en la Comisión I de la Cámara.

Este proyecto incluye la creación de una comisión independiente presidida por el Procurador General para depurar las bases de datos de inteligencia.

Este proyecto, en su esencia, busca crear un marco jurídico integral que oriente, regule y limite la actividad de inteligencia y, remarcó que el gran propósito es proteger a todos los sectores de la sociedad.

La iniciativa propone criterios para excluir de los archivos de inteligencia a cualquier ciudadano que esté allí por pertenecer a un sindicato, a una organización de derechos humanos o a un partido político.

Esta medida busca que no se repitan seguimientos ilegales como los que se presentaron durante la administración de Álvaro Uribe (2002-2010), donde la Presidencia negó sistemáticamente ese espionaje ilegal, que habrían comenzado en 2004.

El escándalo “de las chuzadas“, estalló hace dos años y por el mismo decenas de funcionarios del DAS, entidad que depende de la Presidencia de la República, están actualmente detenidos y a la espera de ser juzgados.

En el proceso de investigaciones por el espionaje ilegal han sido condenados de manera disciplinaria algunos autores materiales, altos exfuncionarios del DAS, a los que se les ha inhabilitado hasta por 18 años.

Entre éstos funcionarios figuran el exjefe de contrainteligencia, Jorge Alberto Lagos León, condenado a 12 años de prisión pero sólo va a pagar ocho porque se acogió a una sentencia de carácter anticipado.

Por su parte, el exdirector de Inteligencia, Fernando Tabares, fue condenado a 12 años, pero pagará una pena similar a la de Lagos León por la misma razón.

Al presentar la iniciativa que se debe garantizar la protección de la información de inteligencia, es decir, la reserva, para que ni se ponga en riesgo la seguridad nacional por filtraciones, ni se ponga el riesgo el derecho a la intimidad, haciendo pública esa información.

 

 

últimas noticias