Obama evita apoyar el matrimonio gay

Sin embargo, dijo que durante su gobierno se ha hecho más por los derechos de los homosexuales que en las 43 administraciones anteriores.

El presidente de EE.UU, Barack Obama, volvió a eludir el apoyo explícito al matrimonio homosexual, aunque afirmó que "durante sus dos años y medio de presidencia se ha hecho más por los derechos de los homosexuales que en las 43 anteriores Administraciones".

"Bajo mi dirección, hemos dicho de manera consistente que no podemos discriminar, como un país, contra la gente con base en su orientación sexual", indicó Obama en rueda de prensa en la Casa Blanca.

El presidente respondía así a un periodista que le preguntó si consideraba el matrimonio como un derecho civil, después de que el estado de Nueva York aprobara el pasado fin de semana el matrimonio entre personas del mismo sexo, y se convirtiera así en el sexto, y el de mayor población de EE.UU., que permite tales uniones.

"Lo que pasó en Nueva York creo que es una buena noticia, porque vimos a los ciudadanos debatiendo y hablando de estas cuestiones", señaló Obama.

"Fue polémico, fue emocional, pero finalmente, tomaron una decisión para reconocer los matrimonios civiles. Y creo que es así exactamente cómo deberían funcionar las cosas", agregó.

No obstante, el presidente de EE.UU eludió ofrecer su respaldo público a los enlaces entre personas del mismo sexo al señalar que son los estados y las comunidades quienes deben llegar a sus propias conclusiones sobre el tema.

"No va a resultar perfectamente fluido, y resulta que el presidente, como he descubierto desde que estoy en el cargo, no puede dictar precisamente cómo se mueve este proceso. Pero creo que vamos en la dirección de mayor igualdad, y creo que eso es una buena cosa", explicó.

Por último, subrayó que en "EE.UU se está viendo un profundo reconocimiento por parte de los ciudadanos de que los gays y lesbianas son nuestros hermanos, y deben ser tratados como todo los demás estadounidenses".

El propio Obama, que ha defendido las uniones de hecho entre homosexuales, pero no el matrimonio, ha reconocido en diversas ocasiones que su punto de vista sobre la cuestión está "evolucionando".

Obama recordó, además, que el pasado año había logrado revocar la llamada ley "No preguntes, no digas" que impedía a los soldados abiertamente homosexuales servir en el Ejército de EE.UU., como parte de su compromiso para conseguir una mayor igualdad.

Además de en Nueva York, el matrimonio entre personas del mismo sexo está reconocido en Massachusetts, Nueva Hampshire, Vermont, Connecticut y Iowa, además de Washington D.C.

Por lo que se refiere a las uniones de hecho, eran ya legales en la ciudad de Nueva York y San Francisco, al igual que lo son en otras de los estados de California, Colorado, Hawai, Maine, Maryland, Nueva Jersey, Ohio, Oregón, Wisconsin y Washington.
 

 

últimas noticias

Inician proceso de cambio de gobierno en México

El futuro de Venezuela después de los drones

Viktor Orban, el nuevo amigo de Donald Trump