Periodistas colombianos piden protección y garantías para ejercer su labor

Según registros de Fecolper, solamente en lo que va de 2011 se han presentado 56 agresiones a periodistas en el país.

Centenares de periodistas colombianos, algunos de los cuales marcharon y se concentraron hoy en distintas ciudades del país, exigieron al Gobierno protección y garantías para el ejercicio de su labor, en la celebración del Día Mundial de la Libertad de Prensa.

Glemis Mogollón, secretaria del gremio que convocó las marchas, la Federación Colombiana de Periodistas (Fecolper), precisó a Efe que se congregó a centenares de comunicadores que denunciaron amenazas contra el ejercicio periodístico.

Según registros de Fecolper, solamente en lo que va de 2011 se han presentado 56 agresiones a periodistas en el país, de las cuales 23 son amenazas, 2 tentativas de homicidios, 10 obstaculizaciones al trabajo periodístico y 8 agresiones físicas.

Entre los últimos periodistas amenazados figuran el mismo presidente de Fecolper, Eduardo Márquez, y otros reconocidos comunicadores como Claudia Julieta Duque, Hollman Morris, Daniel Coronell o Marcos Perales Mendoza, declarados como "objetivos" por la organización paramilitar "Águilas Negras".

Los periodistas vestían en la mayoría de las concentraciones camisetas, camisas o blusas blancas y en algunos momentos taparon sus bocas con cintas o pañuelos como símbolo del silencio y de las amenazas que se ciernen contra la libertad de expresión.

Mogollón precisó a Efe que en varias ciudades se reunieron pacíficamente los periodistas para hacer sus denuncias sobre las intimidaciones y pedir protección a las autoridades.

En algunas de las capitales, además de las concentraciones y plantones, los distintos medios de radio, periódicos y canales regionales de televisión promovieron la jornada en sus espacios y distribuyeron volantes impresos con denuncias y alusivos a la libertad de expresión.

En ciudades de la costa norte como Cartagena, Barranquilla, Valledupar y Sincelejo los periodistas advirtieron de las amenazas contra ellos y por añadidura contra el mismo derecho ciudadano a la información, según Fecolper.

En Valledupar, precisó Mogollón, los periodistas se concentraron frente a la emisora La Voz del Cañaguate, que hace pocas semanas sufrió la destrucción de sus equipos por parte de desconocidos.

El punto de encuentro de los periodistas de Barranquilla fue la Plaza de la Paz, donde la corresponsal de Radio Caracol, Liney Escorcia, recibió la solidaridad de sus colegas tras recibir amenazas el pasado fin de semana.

Escorcia divulgó en la emisora que hacia el año 2002 el Concejo de esa ciudad entregó carnés a paramilitares a cambio de protección y, al salir de su trabajo, dos hombres en una motocicleta la interceptaron e increparon por ello.

También en Barranquilla, la semana pasada, el periodista Hernando Lozano Ávila, del canal local Telecaribe TV, recibió amenazas telefónicas por parte de un hombre que le advirtió de que estaba "a punto de ser asesinado" por sus reportajes.

Por otra parte, en Cartago, en el Valle del Cauca, el periódico virtual Cartagonoticias.com conmemoró el día con una página en blanco "para protestar por la falta de garantías" para el ejercicio periodístico.

Desde 1987 un total de 147 periodistas han sido asesinados en Colombia, según investigaciones periodísticas o judiciales y esos homicidios "habrían estado motivados por razones de su trabajo informativo", según la Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP).

La misma organización recordó que en 2010 recibieron amenazas 49 periodistas y se registraron un total de 32 "obstrucciones al trabajo periodístico", mientras se denunciaron 35 casos de "trato inhumano o degradante".

Desde Bruselas la Federación Internacional de Periodistas (FIP) anunció su apoyo a las marchas y señaló que "es tanto un mensaje de rebeldía ante aquellos que amenazan a los periodistas como un recordatorio de que el deber del Gobierno colombiano es proteger" a los comunicadores, según una misiva del presidente de esa organización, Jim Boumelha.