Presidente de Ecuador denuncia problemas de seguridad

Se estudia su posible cambio de residencia, ante su aparente vulnerabilidad.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, anunció hoy que, por razones de seguridad, analiza la posibilidad de cambiar de residencia pues alrededor de la que vive actualmente han construido edificios que dejan vulnerable a su vivienda.

El jefe de Estado dijo en su informe semanal de labores que cuando hace algunos años se compró su casa en el norte de Quito no había edificios al lado y le indicaron que no se podrían construir edificaciones de más de tres pisos.

No obstante, en la anterior administración municipal cambió la ordenanza y "han construido unos monstruos" alrededor de su casa y ahora es un "tiro al blanco", según dijo.

Relató que vive en un conjunto de cuatro casas con un jardín común y que en la parte posterior se está construyendo "otro monstruo" por lo que ve "serios riesgos" para la seguridad.

Anticipó que si tiene que cambiarse de vivienda no trasladará a su familia al palacio de Carondelet, sede del Ejecutivo, porque "eso no es un hogar".

"Se está haciendo toda una evaluación de seguridad y, muy probablemente, me tendré que cambiar de casa a un lugar más seguro", apuntó al comentar que le duele "en el alma" dejar la casa en la que vive hace unos siete años.

 

Temas relacionados