Una semana sólo para ellas

Descansar, relajarse, conocer y cambiar de ambiente son tan solo algunos de los beneficios de viajar sola.

Complicidad y un espacio para redescubrirse. Ese es el reto de viajar sola, tomarse un tiempo para consentirse, alejarse de la rutina y vivir una experiencia inolvidable. Esta clase de viajes no sólo sirve para conocer nuevos destinos, sino para cumplir el sueño de explorar aquellos sitios que durante mucho tiempo han estado guardados en la mente, pero por falta de tiempo o compañía no se han podido visitar.

Es hora de hacer maletas y seguir el instinto. Dejarse llevar por lo que realmente usted quiere descubrir, y no su grupo de amigos, familia o pareja. Viajar sola es una oportunidad única para compartir desprevenidamente con otras mujeres un espacio mágico de entretenimiento y descanso.

Las agencias de viaje han creado un producto  personalizado para el segmento femenino, que es muy especial y exige un cuidado minucioso en cada uno de los detalles en el momento de planear una salida.

Sexto Sentido, de la agencia Tecniviajes, es un sitio especializado que conoce las necesidades y preferencias femeninas, por eso ha creado un plan con destinos nacionales e internacionales exclusivos para ellas.

Después de unas agotadoras jornadas de trabajo, de estar corriendo entre la oficina, la casa y el colegio de los niños, es hora de descansar y concentrarse por un momento en sí misma. Disfrutar de una mañana de playa, una tarde en el spa, compras, y ya para finalizar el día una deliciosa cena. Los destinos son innumerables, todo depende del gusto y tiempo del que disponga para hacer las actividades planeadas.

Santander

Las aventureras que desean experimentar por primera vez la adrenalina de la práctica de los deportes extremos como parapente, canopy, torrentismo, espeleología o rafting, tienen en San Gil un escenario inigualable para vivir una experiencia inolvidable.

Además, las visitantes pueden hacer un recorrido por el Parque Nacional del Chicamocha y el Gallineral. Visitar Barichara, proclamado como el pueblo más lindo de Colombia; admirar la belleza de su arquitectura, sus calles empedradas, la tranquilidad de sus rincones y al atardecer disfrutar de un spa en cualquiera de los hermosos hoteles coloniales ubicados alrededor de la plaza.

Medellín

Es el paraíso de las compras por la variedad de centros comerciales. Hay para todos los gustos, presupuestos y en casi todos los puntos de la ciudad. También es un destino elegido por las mujeres que buscan turismo de salud y bienestar, gracias a las avanzadas técnicas de cirugía plástica y estética en varias clínicas.

Las interesadas pueden acceder a un  relajante masaje shiatsu que combina la técnica de la acupresión japonesa en puntos específicos o meridianos energéticos con el masaje tradicional que alivia la fatiga muscular, los dolores cervicales y el insomnio. Realizar un recorrido por la Ciudad de la Eterna Primavera, visitar la Plaza Botero, el parque Explora, el Jardín Botánico, el Parque de los Deseos o la gran variedad de museos es una buena opción.

Aruba

Ideal para irse de compras por ser zona libre de impuestos. Allí es posible conseguir artículos de lujo a muy buen precio. Las que se decidan por este destino no pueden perderse la sesión básica de spa y clases de yoga.

El deleite de los sentidos a través de las deliciosas preparaciones gourmet que allí se consiguen es otro plus. Comida francesa, italiana, árabe e hindú.

Y ya para la noche, qué tal una rumba latina al mejor estilo del Caribe, en una exclusiva noche de copas y mujeres hasta el amanecer sobre las aguas de Aruba.

Buenos Aires

Tomar clases de cocina con un chef profesional, degustar los vinos más exclusivos en hermosos viñedos y aprender tango con profesionales son apenas algunas actividades que en otro lugar difícilmente se hacen.

Diversión, rumba, compras, bienestar y cultura son la mejor excusa para tomar la decisión de empacar maletas, cambiar de ambiente y regalarse unos días para consentirse en una playa pérdida.

Temas relacionados

 

últimas noticias